baloncesto > mundial sub-17

No hubo bronce para España

Una acción del partido entre españoles y croatas, en Kaunas. / DA

CÁNDIDO GONZÁLEZ | Santa Cruz de Tenerife

A la selección española Sub-17 se le escapó la medalla de bronce del Campeonato del Mundo de baloncesto que se disputa estos días en la localidad lituana de Kaunas. Los pupilos de Alejandro Martínez no tuvieron opciones ante una selección croata que dominó los cuatro cuartos (11-15, 12-28, 21-23 y 17-27) para acabar ganando al final por un claro (93-61).

Los máximos anotadores del partido fueron el croata Hezonja con 23 puntos y por parte de España Diop con 13.

La dura derrota de la semifinal ante Estados Unidos y el gran esfuerzo realizado condenaron a España ante una Croacia superior desde el principio.

Con el cansancio acumulado después de los días de competición y con el lastre del marcador tan desfavorable, España se dejó ir y Croacia aprovechó para rematar a un equipo herido y hacerse merecidamente con la medalla de bronce del Mundial.
Derrota amarga que no debe empañar el gran campeonato realizado por los de Alejandro Martínez.

Para Martínez ha supuesto una decepción el choque ante los croatas: “Hemos jugado mal los tres últimos cuartos. Ellos han sido superiores pero nos quedamos con el global del torneo en el que hemos desarrollado un buen baloncesto”.

Pese al resultado Alejandro Martínez se muestra satisfecho, “El grupo ha jugado a un gran nivel y llegar hasta las semifinales es un gran logro. Nos ha faltado un poco de concentración en algunos momentos pero es algo normal con la edad que tienen estos jugadores. Creo que esta experiencia les va a servir de mucho de cara a su futuro y a su posible presencia en otros campeonatos de este nivel”.

El técnico tinerfeño demuestra su gen ganador: “Ahora mismo estamos bastante cabreados, a ninguno nos gusta perder y menos de esta forma, pero estoy seguro que en unos días valoraremos lo que hemos logrado”, afirmó el técnico tinerfeño.

El pasado sábado también había caído de paliza ante la potentísima Estados Unidos, en la que por cierto milita el hijo de Ricky Winslow, jugador que militó en el Club Baloncesto Canarias. Justise Winslow es zurdo, la única diferencia con su padre. Lo demás es un auténtico clon en estilo de juego y manera de anotar.

Estados Unidos, campeón

Por último Estados Unidos se llevó la medalla de oro tras apabullar a la selección de Australia (95-62 ). Los norteamericanos fueron el mejor equipo con diferencia del campeonato lituano.