El rincón del taxi >

Paro nacional > U.T.A.T.

Compañeros, encontramos un problema mas grave de lo que muchos piensan: la liberalización de las tarjetas VTC (limusinas), los vehículos de alquiler con conductor. Sin ningún tipo de regulación, pueden trabajar en cualquier municipio, provincia o comunidad: un día en Tenerife, otro en Madrid y nadie les puede decir nada.

Aquí hay empresas esperando que esta ley (LOTT) salga adelante con auténticas flotas de limusinas para coger muelles, aeropuertos, hoteles, etc., ya que pueden fijar los precios que quieran. Pueden cobrar por pasajero, se permiten hasta nueve plazas, no llevan taxímetro y no les piden antecedentes penales como a nosotros. El agravio comparativo es descomunal. Si ya estamos mal, imagínense con el 30% menos de trabajo, la perdida del valor de la licencia y trabajar 18 horas para recaudar menos. En principio estaba regulada la proporción: una limusina por cada 30 taxis. El problema aparece ahora porque ya no hay regulación; se pueden implantar todas las que deseen. Quieren hacer desaparecer los taxis, primando a las grandes empresas, sin importarles el ciudadano. La creación de este sector paralelo crea inseguridad al usuario mientras a los taxistas nos machacan aún más. No más limusinas. No a la ruina del taxi. Por ello, todos las asociaciones han convocado un paro nacional para el 1 de agosto.