La Palma >

Obras por valor de 500.000 euros en Mazo para evitar una riada

LIMPIEZA BARRANCOS MAZO
La limpieza de los barrancos y su canalización evitarán los efectos de una posible riada tras el incendio. / DA

EUGENIA PAIZ | Mazo

Las arcas del Consejo Insular de Aguas asumirán una inversión de 500.000 euros para afrontar los trabajos de canalización y conducción de los barrancos existentes entre los barrios de Tigalate y La Sabina, ambos en el municipio de Mazo, así como otras intervenciones de menor consideración en Montes de Luna, para evitar grandes avenidas de agua como las que tuvieron lugar en el invierno de 2009 como resultado del incendio que ese año asoló las localidades de Fuencaliente y Mazo.

La adjudicación del proyecto, redactado tras un minucioso estudio de las zonas afectadas por el incendio que afectó a esta localidad entre los días 4 y 8 de este mes, se llevará a cabo por la vía de urgencia con la premisa de que las intervenciones se ejecuten “de forma paralela en todos los barrancos”. Así lo explicó la alcaldesa del municipio, Nieves Lady Barreto, dado que “si no lo hacemos de un modo conjunto, la ejecución de los trabajos podría prolongarse durante meses y eso significaría que las medidas para evitar las consecuencias de las lluvias del invierno no se tomarían”.

Barreto expresó que “estamos satisfechos porque ya hemos podido ver el proyecto, que nos presentó la presidenta del Cabildo y hemos evidenciado desde el principio la voluntad de trabajo para evitar riesgos que debemos evitar”.

Las medidas de prevención frente a una posible riada en Mazo, pasan también por el arreglo de algunas pistas y la realización de algunos tratamientos selvícolas, trabajos que llevará a cabo la Consejería de Medio Ambiente y que se completarán con la intervención que en las medianías asume el Ayuntamiento con fondos propios.

Según los datos facilitados por fuentes municipales autorizadas, el coste de las intervenciones en materia de labrado de huertas y zonas rurales para que actúen como barreras, aportando sujeción al terreno frente a las posibles lluvias torrenciales, supondrán un coste aproximado de 20.000 euros, partida a la que se sumará otra de unos 15.000 euros para afrontar los trabajos necesarios en la eliminación de forraje y de material vegetal en las medianías, medida de prevención en la que participarán activamente los vecinos. El Ayuntamiento de Villa de Mazo ha reiterado la necesidad de que esta tarea esté concluida antes de que finalice el mes de octubre.