guía de isora>

El Consistorio asume el coste de la guagua del IES Alcalá

DIARIO DE AVISOS | Guía de Isora

Padres, madres y alumnos del IES Alcalá cumplieron su cometido. A las 7.15 horas, más de doscientas personas realizaron la denominada Marcha Verde para pedir que los niños de tercero y cuarto de la ESO dispongan de transporte escolar en el IES Alcalá, como anunció ayer DIARIO DE AVISOS. La marcha reivindicativa salió desde Playa San Juan y recorrió algo más de tres kilómetros hasta llegar, antes de que comenzasen las clases, al centro educativo.

La Consejería de Educación ha dejado claro que ya no va a ceder a las presiones. Ante esta situación, el alcalde de Guía de Isora, Pedro Martín, presente en la manifestación, anunció que la paga extra de Navidad de los concejales socialistas isoranos será destinada a pagar el transporte escolar de los estudiantes de tercero y cuarto que se han quedado sin el servicio.

El alcalde garantiza así que el Ayuntamiento asumirá el transporte durante todo el curso escolar “aunque tengamos que pagar taxis”, dijo. En las pancartas de la Marcha Verde se podía leer “no a los recortes en educación” y “sí al transporte escolar para todos”.
Tras ocupar un carril de la carretera insular TF-47, escoltados por la Policía Local y la Guardia Civil, recorrieron los tres kilómetros que separan Playa San Juan del instituto de Alcalá. Junto al regidor municipal se encontraba la concejal de Educación isorana, Cristina García, y miembros de la oposición en la corporación municipal. Asimismo, Pedro Martín anunció, en calidad de diputado socialista, que llevará al Parlamento de Canarias una iniciativa para que se modifique la orden que regula el transporte escolar en Canarias y que tenga en cuenta las particularidades de cada sitio, como las que afectan a los estudiantes.

Sobre las 8.30 los manifestantes llegaron a las puertas del instituto del barrio de Alcalá, donde una alumna agradeció a los asistentes su participación en la protesta y dijo que las condiciones de la carretera por donde tienen que venir cada día no cumple los mínimos requisitos de seguridad para recorrerla caminando. También una portavoz de las familias afectadas leyó un texto en el que se exige a la Consejería de Educación que dé marcha atrás.