Educación tratará de apoyar la continuidad del Campus Atlántico

FRAN DOMÍNGUEZ / SARAY ENCINOSO | Santa Cruz de Tenerife

La pervivencia en el tiempo de los campus de excelencia se encuentra en el aire toda vez que estas iniciativas se han quedado sin financiación en los presupuestos del Gobierno central. Los proyectos que están en marcha se nutren del dinero conseguido en sus respectivas convocatorias y de alguna contribución del ámbito privado.

En el caso de Canarias, el sello de calidad conjunto implementado por las dos universidades de las Islas, la de La Laguna (ULL) y la de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC), el denominado Campus Atlántico Tricontinental, considerado incluso como un valor estratégico para las Islas, tiene que sobrevivir con los 5,3 millones conseguidos en su momento por alcanzar el distintivo de campus de excelencia de ámbito transfronterizo europeo. El pasado mes de febrero, además, el Campus Atlántico recibió otro mazazo, tras la cancelación por parte del Ministerio de Educación de la financiación adicional aprobada para este proyecto (cuatro millones de euros).

La iniciativa abarca ámbitos como la biomedicina, la ciencias marinas y la astrofísica, y la falta de fondos afecta a proyectos tan relevantes como el Neurocog o la Plataforma Atlántica para el Control y la Investigación de las Enfermedades Tropicales, que lidera el investigador Basilio Valladares. El propio Consejo Social de la ULL ha pedido explícitamente que se ayude al Campus Atlántico. A este respecto, instituciones como La Caixa, a través de su Obra Social, llevará a cabo con las dos universidades, y en el marco del sello de excelencia, un proyecto piloto encaminado a la reactivación de la economía española.

El vicepresidente regional y consejero de Educación, Universidades y Sostenibilidad, el socialista José Miguel Pérez, comentó a DIARIO DE AVISOS que el Gobierno regional estudiaría el cómo apoyarlo.

“Tenemos que ver cómo podemos incluirlo en el nuevo contrato programa que firmemos con las universidades. Podría ser una fórmula para debatir”, apuntó, para matizar luego que “va a ser muy complicado mantenerlo vía endeudamiento de la comunidad autónoma.

“No tenemos margen en ese ámbito, pero buscaremos una fórmula”, apostilló. Sobre la financiación de este tipo de iniciativas, Pérez subrayó: “Lo hemos hecho con cargo a nuestras espaldas. ¿Qué podemos seguir haciendo con cargo a nuestras espaldas? Pues no podemos hacer lo mismo. Porque lo que ocurría no era que el Gobierno central nos daba ese dinero y punto. No, era un crédito donde el elemento que se hacía cargo de la deuda era el Ejecutivo autonómico. Facilitaban el adelanto y nosotros respondíamos. Respondimos siempre. Y asumimos deuda”, recalcó el consejero regional de Educación.