polideportivo>

Las entidades tinerfeñas, en pie de guerra

clubes
Fernández Barros (izquierda), H. González y Valentín Santana, ayer. | J. G.

JUAN S. SÁNCHEZ | Santa Cruz de Tenerife

El deporte tinerfeño está en pie de guerra. Los retrasos en el abono de las subvenciones y las ayudas a los desplazamientos prometidas por el Gobierno de Canarias son un quebradero de cabeza que podría llevar a muchos clubes y federaciones a cerrar sus puertas. Una buena representación de las entidades afectadas se reunió ayer en el pabellón Santiago Martín para trazar una línea de actuación y solicitar con carácter urgente una reunión con la consejera de Deportes del Gobierno de Canarias, Inés Rojas.

Las entidades representadas en el encuentro de ayer fueron Ademi Tenerife (deporte adaptado), RC Náutico, Marlins (béisbol), Cantera Base 1939 Canarias (baloncesto), Tenerife Sur (voleibol), Tenerife Canarias (baloncesto), Tenerife Isla Única (baloncesto), Tenerife CajaCanarias (atletismo), Aguere (voleibol), Tejina (balonmano), Uruguay (fútbol sala), Santa Cruz (baloncesto), Echeyde (waterpolo), Círculo de Amistad (tenis de mesa), Tenerife Guanches (hockey), Temegueste (tenis de mesa) y Cuesta Piedra (voleibol).

Jaime Fernández Barros, presidente del Tenerife Sur de voleibol y Valentín Santana, representante del CB Tenerife Isla Única, fueron los encargados de presidir la reunión en la que se llegó a un acuerdo para pedir un cara a cara con Inés Rojas con carácter urgente a través de un escrito en el que se demandan las explicaciones pertinentes sobre las nominadas correspondientes al ejercicio 2011/2012, las ayudas al desplazamiento y las nominadas de la temporada 2012/2013.

En el caso del ejercicio pasado los clubes centraron sus quejas en la dificultad que encuentran para volver a hacer frente a la justificación de unos gastos que ya presentaron de una forma y que les fue rechazada con la excusa de tener que presentarla de otra manera diferente.

“Es una maniobra para ganar tiempo y entre informe e informe nos plantamos en febrero o marzo sin cobrarla”, denunciaba Jaime Fernández Barros al mismo tiempo que Félix Hernández, presidente del CB Cantera Base 1939 Canarias señalaba que “no vamos a aguantar más tomaduras de pelo. Nos quieren avasallar y no lo vamos a permitir”.

Mientras, Alberto Déniz, representante del Santa Cruz, fue tajante a la hora de esgrimir que la prioridad debería ser “cobrar lo que se nos debe y marcar un plan para la salvación del deporte tinerfeño”.

“Queremos que se diga públicamente cuál es la postura del Gobierno de Canarias respecto al deporte y qué quieren hacer con él”, insistió David Rivas. El grupo de clubes anunció que habrá movilizaciones y que, si no hay respuesta, se planteará la retirada de los equipos de la misma competición.

Los clubes acordaron también el nombramiento de una comisión de trabajo e información formada por Valentín Santana (metropolitana), Félix Hernández (La Laguna-Norte), Jaime Fernández Barros, (Sur) y Carlos Correa (deporte adaptado), con sus áreas bien delimitadas.