mirándonos>

#TFalpleno> Por María Montero

Les propongo una columna consultiva. Durante los últimos días se han sucedido múltiples plenos parlamentarios y municipales en Tenerife. Y cada cual más representativo del índice crítico de la sociedad canaria. Asistí a algunos, e insistí en dar en el pleno entrevistas a políticos y a ciudadanos. El pleno del Parlamento canario resonaba a manifestación en Madrid, y a las afueras, protesta popular concentrada. Cuando salí, los manifestantes me tacharon de funcionaria por mi vestido, y aclaré por señas que la moda no es óbice de una ideología en una manifestación, y mucho menos de nuestras profesiones. Pero sí parece relevante el todo vale si acudimos indignados a concentraciones con delgada línea entre la legalidad y el abuso. Relevante situación en el Ayuntamiento de Santiago del Teide, y dos rivales: Gorrín, alcalde, y Óliver Socas, en la oposición, en una épica cruzada por una cuestión de honor: los presupuestos de 2012 pendientes de ser aprobados, todavía. Sí cabe más indignación en el pueblo, que recuerda con fuerza a Pancracio Socas, el hombre que fue capaz de aglutinar esfuerzos con la maestría de un líder, herencia trabajada por Óliver Socas, no de Gorrín, pero caballo de batalla entre ambos por la Alcaldía. En Güímar, no podía intervenir como ciudadana en el pleno sobre cuestiones de prioridad social, porque estos puntos no coincidían con el orden del día. Es el reglamento de iniciativa ciudadana, muy democrático. Si quieres hablar, sólo puntos acordados, y cero creatividad. En el pleno extraordinario de asuntos sociales de Santa Cruz, además de re-debatir el asunto Mararía, hubo un acuerdo ejemplar de carácter ético sobre no clientelismo político en situaciones de pobreza. Si se referían al presidente del CCN, lo describiría como proselitismo político en algún medio de comunicación. Y animé al pleno fútbol del Tenerife, y llegué a la abandonada Chamorga, casi en el fin del mundo. Tantos canarios dándolo todo a pleno pulmón, y ¿qué es lo que está fallando? Ésta es mi consulta.