elecciones catalanas >

Mas propondrá el derecho a decidir en la primera sesión del Parlament

EUROPA PRESS | Barcelona

El presidente de la Generalitat y candidato de CiU a la reelección, Artur Mas, prometió ayer que, en la primera sesión del Parlamento que surja de las elecciones del 25 de noviembre, presentará una propuesta de texto para aprobarla como declaración sobre el derecho a decidir, y que ya tiene redactado.

En la primera rueda de prensa tras abrirse la campaña y que ha levantado expectación entre los medios de comunicación, explicó que se trata de definir las reglas del juego de esta “nueva etapa” que arrancará en Cataluña tras las elecciones, y que se basará en cinco ejes: democracia, transparencia, diálogo, valores europeos y marcos legales.

Según Mas, la declaración, que enlazará con la resolución que aprobó la Cámara catalana esta legislatura, no es necesario que figure la fecha de la consulta, sino que debe responder a la voluntad de ganarse “la comprensión y el respeto de la comunidad europea e internacional, e incluso de sectores del Estado”.

Mas también dejó claro que solo es una propuesta, por lo que está abierto a negociarla con el resto de formaciones políticas, a las que convocará si le reeligen, en una sesión “formal y solemne” para enfocar el rumbo que emprenderá Cataluña y los elementos fundamentales de esta hoja de ruta.

El texto que Mas quiere presentar parte del compromiso de que el derecho a decidir debe ser “escrupulosamente democrático”, que garantice la pluralidad de opciones, pero sin querer imponer desde las minorías la agenda entera de Cataluña si hay una mayoría que así lo expresa en las urnas. Otro principio de la declaración se basa en la transparencia.

A este respecto, aboga por facilitar todos los instrumentos necesarios para que los catalanes dispongan de la información y el conocimiento preciso para ejercer el derecho a decidir.

El dirigente nacionalista incidió en la importancia de apostar por el diálogo y la negociación, dentro de Cataluña, con el Estado, las instituciones europeas y la comunidad internacional, y ha resaltado que en todo el proceso deben promoverse los principios fundacionales de la UE, como los derechos fundamentales de los ciudadanos y la democracia.

El último punto de la declaración remarca la legalidad, mediante la utilización de todos los marcos posibles: catalán, español, europeo o internacional.