sanidad>

El Colegio de Médicos prepara sus propias listas de espera sanitarias

JOSÉ LUIS CÁMARA | Santa Cruz de Tenerife

A la vista de las notables diferencias existentes entre la realidad que dictan las esperas sanitarias en el Archipiélago y las cifras que presenta semestralmente la Consejería autonómica, los médicos han decidido dar un paso al frente y recabar sus propios datos, que según afirman difieren bastante del discurso oficialista del departamento que dirige Brígida Mendoza. Así, según explicó ayer a este periódico el presidente del Colegio Oficial de Médicos de Santa Cruz de Tenerife, Rodrigo Martín, la entidad ha pedido a los distintos jefes de servicio de los hospitales que recopilen los datos relativos al segundo semestre de 2012, para elaborar un informe sobre la situación “real” de las esperas quirúrgicas y en Atención Especializada de la provincia.

La iniciativa parte de la propia Organización Médica Colegial (OMC), a raíz de los problemas que se están produciendo en el sistema público de la Comunidad de Madrid. “La listas de espera que, tradicionalmente son consustanciales con la sanidad pública, están superando la ‘línea roja’ en Canarias, lo que está provocando que se agraven muchas patologías; que otras tengan un tratamiento más complejo; o incluso que haya enfermedades que ya no se pueden solucionar”, denotó Rodrigo Martín, quien recalcó que “por eso hemos decidido trabajar en esa línea y aportar datos para que los políticos tomen conciencia”. “No se trata de una reclamación, sino de mostrar cuáles pueden ser las consecuencias de una mala gestión y de la realidad de las listas de espera”, insistió Martín.

Para el presidente del órgano colegial, “es un hecho evidente que la sanidad canaria no está siendo bien tratada por el Estado, porque no recibe el mismo dinero que se aporta a otras comunidades autónomas. Pero, bajo ese pretexto, también se está despidiendo a personal, cuando la plantilla ya estaba en mínimos antes de la crisis; y en una situación como la actual, eso es una temeridad”, aseveró Rodrigo Martín, quien sostuvo que “la OMC puso en marcha hace un año y medio el llamado el ‘Observatorio de la Crisis’. En Canarias, las cifras de listas de espera que maneja ese observatorio son mucho mayores que las que aporta la Consejería; algunas están incluso rozando lo que podemos considerar la ‘zona de peligro’ para el paciente”.

En su última comparecencia parlamentaria, la semana pasada, la consejera de Sanidad del Gobierno regional, Brígida Mendoza, aseguró que no existe ningún informe oficial que permita comparar las listas de espera de la sanidad pública canaria con las de otras comunidades autónomas. En respuesta a una pregunta de la diputada popular y exconsejera Mercedes Roldós sobre el aumento de las listas de espera, Mendoza aclaró que el Ministerio de Sanidad aún no ha publicado los datos de listas de espera del corte de junio, y añadió que éstos sólo permitirían comparar a la Comunidad Autónoma con la media de espera del Sistema Nacional de Salud.

La consejera detalló que, a junio de 2012, el número de pacientes en listas de espera de consulta en Canarias había descendido respecto al corte de diciembre de 2011 en 10 de las 17 especialidades existentes, e insistió en los esfuerzos de la Consejería para que los plazos de espera sean “los más cortos posibles y que los criterios de acceso sean transparentes”.