santa cruz >

Un juez niega la subrogación a una empleada de Mararía

N. T. | Santa Cruz de Tenerife

El pasado 4 de diciembre se celebró el primero de los juicios relacionado con el despido de las 180 trabajadoras de la cooperativa Mararía, responsable del servicio municipal de atención a domicilio hasta el verano pasado, y que han demandado tanto a la sociedad como al Ayuntamiento de Santa Cruz. Una vista de la que ya se sabe su resultado: el juez niega que el Ayuntamiento deba subrogar a la trabajadora tal y como demanda la totalidad de las despedidas.

Sin embargo, la sentencia sí considera que es el Consistorio el que debe abonar las tres nóminas que se adeudan así como la paga extra pendiente, a la par que reconoce como objetivo el despido de la empleada en cuestión. Las antiguas empleadas de la cooperativa han anunciado que van a recurrir dicho auto puesto que, entre otras cosas, lo consideran contradictorio, ya que si bien dice que el Ayuntamiento no tiene la obligación de subrogarlas, sí que es el que tiene que pagar los salarios atrasados. Desde el Consistorio santacrucero no quisieron hacer valoración alguna sobre esta primera sentencia que da la razón a la ciudad en su negativa a contratarlas.