la laguna >

La prospección de agua de Las Mercedes entra en su recta final

las mercedes prospeccion de agua
La maquinaría ha sido traída desde la Península para el proyecto. / DA

J. F. J. | La Laguna

En apenas unas semanas, está previsto que concluya la prospección de Las Mercedes, el ambicioso proyecto impulsado en La Laguna, de la mano del primer teniente de alcalde, Javier Abreu, en busca de una gran bolsa de agua potable. La perforación ronda ya los 500 metros de profundidad, unos 75 menos del tope fijado, a poca distancia del nivel del mar. Los estudios sobre la cantidad y calidad del agua encontrada, si será apta o no para el consumo humano, se abordarán en una siguiente fase, una vez concluya la excavación que se está llevando a cabo en una esquina acotada del colegio público de Las Mercedes.

Abreu afirma que el optimismo “es complicado”, ya que “esto no es una ciencia exacta”. Reconoce el edil que los trabajos han sido dificultosos, especialmente en esta recta final: “Ha sido un poco más complicado de lo planificado. Hay muchas capas, y es más fácil trabajar en roca que en arcillas, como es el caso. A mayor profundidad, más dificultades”. Desde el pasado mes de abril, en la zona trabajan varios operarios y una gran máquina excavadora, traída de la Península expresamente para la ocasión.

PROYECTO ÚNICO

Se trata de un proyecto de carácter singular, único en la provincia, en el que el Ayuntamiento de La Laguna ha puesto todo su empeño en busca de una alternativa al millonario desembolso que significa tener que comprar en el mercado privado el agua que sirve a sus ciudadanos. La inversión realizada ronda los 330.000 euros y la profundidad ya alcanzada casi se sitúa a la del nivel del mar: La Laguna está a unos 600 metros de altitud.

Hallen agua potable o no, Abreu garantiza que este arduo trabajo en ningún caso será en balde. Finalizada la prospección, el pozo no será clausurado en ningún caso. “Si mañana quisiéramos volver a profundizar habría que empezar de nuevo”, argumenta el concejal de Servicios y consejero delegado de Teidagua. Los técnicos mantienen el convencimiento de que en el lugar hay una gran bolsa de agua. Pasa, sin embargo, que “hemos tenido años secos” y “el agua no se ha filtrado lo suficiente”.

Según los estudios previos, la localización elegida para la perforación se ubica “sobre materiales de relleno sedimentario de la depresión de La Laguna” y, desde un punto de vista hidrogeológico, “se puede decir que se halla en el macizo de Anaga y que captará el área del acuífero insular contenido en este macizo”.

El proyecto cuenta con una autorización de 15 meses, por lo que, si fuera necesario, los trabajos en la zona podrían prolongarse hasta comienzos del verano. Los análisis deberán desvelar entonces si la inversión y el esfuerzo realizado han merecido la pena.
El sondeo se inició en abril de este año y tiene un coste de unos 330.000 euros para las arcas municipales. El pozo, que se ubica dentro del Colegio Público de Las Mercedes, contó con la férrea oposición de los padres y madres de los alumnos del centro por los posibles riesgos para los pequeños. Desde el Ayuntamiento se aumentó la seguridad y se comprometió a mejorar el centro como compensación.