X
canaricultura >

Un canario elegido mejor pájaro del mundo

   

GIBOSO ESPAÑOL CAMPEÓN DEL MUNDO

Ejemplar de Giboso español campeón del Mundo. | DA

J.F.J | Santa Cruz de Tenerife

El canaricultor tinerfeño Miguel Alonso se ha proclamado campeón del mundo por segunda vez en la categoría de pájaro giboso español. El especialista en la cria de canarios se proclamó vencedor del reciente certamen mundial celebrado en Bélgica con un ejemplar manchado que en noviembre de 2012 fue designado ganador del campeonato de Canarias.

Alonso, que ya logró este mismo título en Italia en 2009, cuenta con un importante palmarés ya que también ha sido subcampeón mundial (2008) y medalla de bronce (2007), y campeón de España y de Canarias en 2009 y 2012.

El Giboso Español es una de las razas de canarios más difíciles de mantenimiento y reproducción ya que está basada en los sucesivos cruces entre ejemplares consanguíneos y su evolución exige unas condiciones muy concretas, que en Canarias se “dan mejor que en cualquier otro sitio”. De ahí, en gran medida, el éxito de ornitólogos como Miguel Alonso, que prácticamente ha hecho de esta actividad su principal estímulo. Gracias al giboso español, sus estanterías
están llenas de trofeos.

Miguel ALONSO CANARICULTOR GIBOSO ESPAÑOL

El criador Miguel Alonso posa en su casa con sus canarios. | DA

Alonso es considerado uno de los canaricultores más destacados del momento en la provincia, su especialidad es la producción y crianza de la variedad del giboso español, una de las más demandadas del mundo.

“Es el mejor embajador que tenemos en las Islas Canarias”, asegura Alonso sobre este “pájaro de postura” y “consanguinidad”, con el que ha conseguido el reconocimiento internacional en múltiples concurso, y cuyo precio por unidad ronda los 200 euros. “En países como Irán, Libia y Arabia Saudí existe mucha demanda de esta variedad, aunque también nos lo piden desde distintos países de Europa, especialmente de Italia”, cuenta.

Con el ejemplar que logró este último reconocimiento, acudirá próximamente a una nueva cita mundial. Sus expectativas de triunfo son absolutas.

No en vano, el giboso español es una creación autóctona, atribuida al lagunero Antonio Acuña, fallecido hace unos pocos años. “Es como un modelo. En los concursos se valora, sobre todo, que sean capaces de coger la postura del uno. Cuanto más flacos, mejores son”, describe la misma fuente. Tienen una esperanza de vida de unos siete años y necesitan “un microclima que en las Islas Canarias se da perfecto”, asegura Miguel Alonso.

Esta especie está englobada en el estándar oficial de la Confederación Ornitológica Mundial (C.O.M.) como canario de postura rizada ligera de posición. Debido a sus características morfológicas, es lo más alejado genéticamente del canario ancestral, lo que le convierte en una raza de difícil mantenimiento y reproducción, teniendo que utilizar pájaros de recría o nodrizas para lograr una cría satisfactoria de este pájaro.