X
SOCIEDAD >

Los supervivientes de la patera de Lanzarote demandarán al Estado

   

RECUPERAN EL CADÁVER DE UNO DE LOS DESAPARECIDOS EN LA PATERA DE LANZAROTE

Desembarco del cadáver de uno de los ocho inmigrantes desaparecidos tras el vuelco de una patera en aguas de Lanzarote. | EFE

EFE / DIARIO DE AVISOS | Las Palmas / Santa Cruz de Tenerife

Los inmigrantes supervivientes de la patera que naufragó en Lanzarote el 13 de diciembre tras chocar contra una patrullera de la Guardia Civil van a interponer una demanda colectiva por responsabilidad patrimonial contra la Administración del Estado y recurrirán su expulsión. El decano del Colegio de Abogados de Las Palmas, Joaquín Espinosa, confirmó ayer a Efe que dos letrados de oficio de ese colegio prestan atención jurídica a esos 17 inmigrantes, de origen marroquí, con ese fin, después de que ellos la solicitaran.

La patrullera que intentaba auxiliar de madrugada a ese grupo de inmigrantes chocó contra la patera cuando el patrón de la barquilla abandonó el timón y la dejó sin gobierno, en un accidente en el que pudo influir una avería en uno de sus propulsores que “mermaba considerablemente su capacidad de maniobra”, según la información facilitada por la Delegación del Gobierno en Canarias. Como consecuencia del suceso, un inmigrante falleció ahogado, siete desaparecieron y 17 fueron rescatados del agua. Los inmigrantes supervivientes, internados en el Centro de Internamiento de Extranjeros de Barranco Seco, en Las Palmas de Gran Canaria, pidieron al Juzgado de Instrucción que supervisa ese centro que les asignara un abogado de oficio para tramitar su reclamación, ha informado Espinosa. En principio se les había asignado uno en Lanzarote, pero los inmigrantes pedían otro más próximo, por lo que el Colegio de Abogados de Las Palmas, tramitó su solicitud y designó a dos letrados de la capital grancanaria. Ayer, este periódico se hizo eco de una información de la Cadena Ser, en la que varios de los supervivientes de la tragedia aseguraban que la embarcación de la Benemérita los embistió, a pesar de que pararon el motor de la barquilla cuando los agentes los interceptaron a una milla de la costa de Teguise.

En su reconstrucción de los hechos, los inmigrantes corroboran lo que ya avanzó el pasado 17 de diciembre este periódico, que publicó que Capitanía Marítima no fue informada de la actuación hasta varias horas después del choque, y que además la patrullera Cabaleiro estaba averiada. En sus manifestaciones a la Ser, tres supervivientes afirman que los propios agentes del Instituto Armado les reconocieron que la zódiac que portan las patrulleras para los rescates no estaba operativa, y recalcaron que “si hubiera funcionado, quizás nadie habría muerto”.

Fuentes de la Asociación Unificada de la Guardia Civil (AUGC) manifestaron en su momento que la colisión “fue inevitable”.