X
tenerife>

La Isla ‘estrenó’ el pasado año más de 1.500 nuevas empresas

   

Cruceristas calle Castillo2.jpg

La mayor parte de las nuevas iniciativas empresariales se crearon en el área metropolitana. | DA

JESSICA MORENO | Santa Cruz de Tenerife

A pesar de la repercusión de la crisis económica sobre la creación de empresas y autónomos y el elevado número de desempleados, durante el pasado año se crearon en Tenerife más de 1.500 iniciativas empresariales. A las cifras facilitadas por el área de Desarrollo Económico, Comercio y Empleo del Cabildo de Tenerife, que estiman en unas 650 empresas nuevas en la Isla en 2012, hay que sumar los datos de la Ventanilla Única de la Cámara de Comercio, donde se pusieron en marcha 878 negocios, lo que supone un total de 1.548 nuevas empresas. Según refleja la memoria de la Ventanilla Única Empresarial (VUE), desde el año 2000 se han asesorado a 58.339 personas, de las que 3.332 lo hicieron en el 2012. Además, desde ese momento el número de entidades creadas en la VUE asciende a 9.060.

El área metropolitana concentra la mayor parte de estas nuevas empresas, ya que el 42,2% ubican su negocio en el municipio de Santa Cruz de Tenerife, y el 19,6% lo hacen en La Laguna, repartiéndose el otro 39% al resto de los municipios de la Isla, como son Candelaria (4,6%), La Orotava (3,7%), Tacoronte (3%), Adeje o Granadilla (2,5% cada una). Por sectores, los servicios profesionales representan el 51%, comercio al menor 15%, servicios personales 8,2%, construcción 6,9% seguido de cerca de la actividad de hostelería y turismo con un 6,8%.

AUTOEMPLEO
En relación al empleo, se observa que para 2012 los proyectos que se han materializado son de autoempleo, aunque hay que indicar que en algunos de estos casos, posteriormente a la creación de su empresa desde la VUE, dan de alta a trabajadores.

La directora del servicio de la Ventanilla Única, Lola Pérez, afirmó a este medio que “los datos son muy positivos, a pesar que se moderan con respecto a los del año 2011”. Insistió en que se pone de manifiesto que el “autoempleo es la única salida frente a la crisis, ya que un porcentaje importante de las empresas que se han creado lo han hecho personas en paro”. Otro de los datos en los que hizo hincapié es que el 90% de los emprendedores hicieron sus trámites por vía telemática, frente al 10% presencial. “Esto supone un avance, puesto que en un mismo sitio se pueden resolver la mayor parte del proceso”.

El consejero insular de Desarrollo Económico, afirmó que “ahora la tendencia es la creación de puestos estables a través del emprendimiento, por lo que el Cabildo sigue apostando por un plan en esta materia, para crear iniciativas empresariales”. Recordó que se trata del único documento de esta índole en una administración pública.

[apunte]El empresario
Perfil. En cuanto al perfil del emprendedor tinerfeño según los datos de la Ventanilla Única Empresarial, atendiendo a la edad, las personas con edades comprendidas entre los 25 y 45 años son las que representan el mayor número de empresas creadas (78,2%), quizás por su mayor disponibilidad económica y experiencia profesional para aventurarse en el desarrollo de una actividad, seguidos de los mayores de 45 años con un 16,6% y los jóvenes menores de 25 años con un 5,2 %.

Género. Si se tiene en cuenta el género, el número de mujeres que crearon empresas en este periodo asciende a 380, dato algo por debajo al de los hombres que alcanzaron la cifra de 493 empresas, en el periodo enero-diciembre de 2012.

Formación. En cuento al nivel de estudios que poseen los promotores empresariales de la Isla es diverso, atendiendo a los distintos niveles de cualificación, aunque se puede afirmar que es mayoritario el porcentaje de personas que cuentan con estudios universitarios (45%) seguido de aquellos que poseen estudios secundarios (31%).

Ocupación. Del análisis de los niveles de ocupación, se extrae que el 73% de los usuarios que materializaron su idea empresarial se encontraban en una situación de desempleo, con especial incidencia en los parados de menos de 1 año que representaron el 58% del total. Tan solo el 17,7% fueron emprendedores que se encontraban desempeñando un trabajo remunerado, como asalariados (13%), o por cuenta propia (4%).[/apunte]