X
el cráter > Juan Carlos García

Las Reinas Magas – Por Juan Carlos García

   

Tras alcanzar una vez más un nuevo mes de enero, los deseos, objetivos y proyectos brotan en unas ocasiones, se renuevan en otras y con frecuencia se muestran inalcanzables. Las noticias que se producen y se publican en estos primeros días del año, a menudo de forma atropellada, adquieren las connotaciones específicas de aquello que ocurre en el inicio de una etapa. Como hiciera a principios de este siglo en otro foro, para hoy también descarto todo tema que se encuentre de actualidad y me centro, con permiso de ustedes, estimados lectores, en un aspecto más cercano y sobre el que gira, en gran parte, estas fechas. Las mujeres, tras ir conquistando peldaños de igualdad que esta sociedad les adeuda, también estos días siguen siendo el motor de lo cotidiano. Como anoté en su momento, sin olvidar sus proposiciones, me inclino por las preposiciones de mujer para dar forma a esta columna. Transcurridas las dos primeras jornadas de este nuevo año, y según las circunstancias de cada uno, las preposiciones que aprendimos en la infancia de carrerilla cobran matices diversos si las emparejamos con aquellas mujeres que han jalonado nuestro pasado, circunvalan nuestro presente y nos acompañarán en un futuro cercano. De esta forma, aquella lista de preposiciones -a, ante, bajo, con, contra, de, desde, en, entre, hacia, hasta, para, por, según, si, so, sobre y tras- nos fluye de los labios para reflejar los diferentes estados de ánimo en las distintas situaciones que nos encontremos ya sea con nuestra madre, hija, hermana, suegra, abuela, tía, prima, cuñada, nuera, nieta, compañera de trabajo, amiga, profesora o con nuestra la jefa, entre otros casos. ¡Ah!, y con nuestra compañera de vida, nuestra pareja. Ellas siguen siendo las que proporcionan o arrebatan el sentido a las cosas. Por todo ello, y con tres días de antelación, les deseo un feliz día de las Reinas Magas.