X
santa cruz>

El Ayuntamiento de Santa Cruz llega a un acuerdo para modificar la actual ubicación del Rastro

   

EUROPA PRESS | Santa Cruz de Tenerife

El Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife alcanzó el pasado viernes, durante una reunión mantenida con la Asociación de Comerciantes del Rastro, un acuerdo para modificar la actual ubicación de este espacio.

Así, las nuevas calles que albergarán la nueva disposición del Rastro serán Francisco Bonnin, Bethencourt y Molina, Darias y Padrón, Juan Álvarez García, Leoncio Rodríguez y avenida Buenos Aires.

Este espacio se amplía también a la plaza situada junto al centro Príncipe Felipe y mantiene la avenida José Manuel Guimerá desde Juan Álvarez García hacia arriba (rambla de las Casetas Azules).

Los 631 puestos se reubicarán en un espacio de 30.150 metros cuadrados, unas dimensiones más reducidas que las actuales en las que cada vendedor podría ofrecer su mercancía en zonas de 8, 6 y 4 metros, frente a los 4×2, 3×2 y 2×2 metros que se contemplan con la nueva estructura aprobada por los interesados.

La nueva ubicación liberará los espacios ocupados actualmente en las avenidas Bravo Murillo y José Manuel Guimerá en sintonía con las conversaciones mantenidas con los representantes institucionales de los edificios públicos colindantes y la representación legal de los vecinos del entorno que formularon varias reclamaciones por vía judicial.

El concejal de Servicios Públicos, Dámaso Arteaga, ha indicado que este nuevo planteamiento “respeta los criterios puestos de manifiesto en la reciente sentencia judicial y, al mismo tiempo, se adapta la normativa vigente en la materia aplicable a este tipo de actividad”.

El edil añadió que esta regulación incluye un horario de montaje, apertura y cierre del Rastro y establece las condiciones que los titulares de cada puesto deberán cumplir, otorgándose además una licencia para cada uno de los vendedores.

Arteaga insistió en que este documento recoge, además, las propuestas de la Asociación de Comerciantes del Rastro, Fedeco, el Mercado Nuestra Señora de África y los representantes legales de los vecinos que habían planteado el proceso judicial.

El establecimiento de este horario persigue reducir las molestias que se pueden ocasionar a los vecinos que residen en las zonas colindantes, de tal forma que no se permitirá el inicio de los montajes antes de las 07.00 horas y la actividad concluirá a las 14.00 horas.

AMPLIO ESPACIO
La nueva configuración del Rastro concibe dos ejes principales en las calles Bethencourt y Molina y Francisco Bonnin, de tal forma que la plaza existente entre los edificios de Usos Múltiples 2 y Educación podrá servir como un espacio para albergar actividades culturales y musicales que sirvan como complemento de ocio al Rastro y que, junto al Mercado Nuestra Señora de África y su edificio anexo, configurarán un entorno idóneo para la actividad comercial en esta zona durante la mañana de los domingos.

Arteaga pretende que las dos actividades, tanto el Rastro como el Mercado, “sean totalmente complementarios, ofreciendo una oferta más rica, más completa, más variada y con muchos más atractivos para los ciudadanos”.

Cada vendedor tendrá que solicitar su licencia y, en ella, se dispondrá que cada puesto deberá estar debidamente identificado con el número de licencia, el nombre de su titular y la actividad que realiza.

Los vendedores interesados en obtener una de ellas dispondrán de un plazo para regularizar la titularidad de los puestos que será comunicado oportunamente.