X
Venezuela >

Globovisión acusa al Gobierno de “firmar su sentencia de muerte” al excluirla de la televisión digital

   

EUROPA PRESS | Caracas

Globovisión ha acusado al Gobierno de Venezuela de “firmar su sentencia de muerte” al excluirla “intencionadamente” de la señal de Televisión Digital Abierta (TDA), “en una nueva acción de su política de hostigamiento” contra la cadena privada -según ha argumentado- por su línea editorial, manifiestamente opositora.

El Gobierno ha anunciado este miércoles la puesta en marcha de la TDA “para optimizar las frecuencias radioeléctricas, mejorar la calidad de las emisiones y fomentar la interacción”. En un principio, contará con 11 canales públicos y tres privados (Meridiano, Televen y Venevisión).

A través de un comunicado, Globovisión ha denunciado que el Gobierno la ha excluido arbitrariamente de la TDA, ya que, a pesar de que lo solicitó “reiteradamente” y de que se trata de una cadena “debidamente autorizada por el Estado”, “no ha sido convocada a las reuniones con la Comisión Nacional de Telecomunicaciones”.

Globovisión ha indicado que, en el futuro inmediato, “al ser intencionadamente discriminada, no podrá verse en la señal de la TDA y se verá forzada a continuar transmitiendo –mientras el Gobierno lo permita– en modo analógico, en una evidente desventaja con el resto de los medios”.

A largo plazo, ha apuntado que la TDA “implica que próximamente se decretará la extinción definitiva de la señal analógica, lo que significa que Globovisión se verá obligada a interrumpir sus emisiones, por haber sido discriminada y excluida del proceso oficial para la TDA”.

“Al no poder transmitir en señal abierta –a causa de una limitación técnica impuesta por la Comisión Nacional de Telecomunicaciones–, el Gobierno podría decretar la extinción anticipada de su concesión y, consecuentemente, podría también excluirla de las televisiones por satélite y por cable”, ha añadido.

En su opinión, “esta política oficial evidencia que el propósito último del Gobierno consiste en discriminar –aún más– a Globovisión, en menoscabar gravemente sus condiciones técnicas –en desventaja con el resto de medios–), en preparar los ‘argumentos’ que justifiquen la revocatoria prematura y anticipada de su concesión, y en cancelar definitivamente su emisión”.

Globovisión ha sostenido que “esta nueva acción del Gobierno forma parte de su política sistemática de hostigamiento en su contra a causa de su línea editorial independiente”, con la que “busca incitar a su autocensura y provocar su cierre definitivo”.

A pesar de ello, ha adelantado que “seguirá informando de manera ética, veraz y responsable sobre los asuntos que son de interés público y seguirá siendo la principal ventana de información, auténticamente libre, independiente y al servicio de toda la