X
NACIONAL >

Dos secretarios generales se han inhibido por conflicto de intereses

   

EUROPA PRESS | Madrid

El Gobierno ha confirmado que dos de sus secretarios generales han tenido que inhibirse al tratar asuntos relativos a empresas a las que estuvieron vinculados, pero recalca que no ha habido conflicto de intereses.

Así lo ha revelado el Ejecutivo ante la batería de preguntas que registró el diputado Miguel Cortizo para saber si los altos cargos que forman parte del Gobierno de Mariano Rajoy mantienen algún tipo de vínculo con la empresa privada y, por tanto, si cumplen con la ley que regula los conflictos de intereses sus miembros. En concreto, el diputado del PSOE se interesaba por los subsecretarios de la Presidencia, Jaime Pérez Renovales; de Economía y Competitividad, Miguel Temboury Redondo, y de Hacienda y Administraciones Públicas, Pilar Platero Sanz, así como los secretarios generales del Tesoro y Política Financiera, Íñigo Fernández de Mesa Vargas; de Infraestructuras, Gonzalo Jorge Ferre Moltó; de Industria y de la Pequeña y Mediana Empresa, Luis Valero Artola, y de Agricultura y Alimentación, Isabel García Tejerina. También pregunta sobre el presidente del ICO, Román Escolano Olivares.

Cortizo pretendía conocer las veces en las que estos altos cargos se han inhibido del conocimiento de los asuntos en cuyo despacho hubieran intervenido o que interesen a empresas o sociedades en cuya dirección, asesoramiento o administración hubieran tenido alguna parte ellos, su cónyuge o persona con quien conviva en análoga relación de afectividad, o familiar dentro del segundo grado y en los dos años anteriores a su toma de posesión como cargo público.

“Todos los cargos mencionados respetan y cumplen con los mecanismos de control de dedicación establecidos en la ley de regulación de los conflictos de intereses”, ha contestado el Gobierno. De cualquier modo, sus declaraciones de actividades son públicas.