X
fútbol > primera división

Baño de multitudes

   

<
>

Los jugadores del Barça, entre los que se encontraba el tinerfeño Pedro Rodríguez, fueron aclamados por miles de seguidores.| EFE

EFE | Barcelona

La cuarta Liga en los últimos cinco años se festejó con una auténtica discoteca móvil comandada por los vigentes campeones, que recorrió las principales arterias de la ciudad condal ante miles de aficionados.

La rúa estuvo formada con tres guaguas descapotables, el primero de ellos con la plantilla del Barça femenino, también campeonas de Liga; el segundo, con el equipo de Tito Vilanova; y el tercero y último, con un grupo de música que puso al recorrido azulgrana el ritmo de batucada.

Tres horas tardó en recorrer la comitiva el trayecto entre el World Trade Center, situado en el puerto barcelonés, y la Plaça del Doctor Ignasi Barraquer, no muy lejos de un Camp Nou que esta vez no acogió el cenit del festejo, que se aplaza hasta el final del Barça-Valladolid.

Alves, con una boina de los Mossos d’Esquadra, y Alex Song, con una de la Guardia Urbana, fueron los más incansables durante todo el trayecto. Aunque nada comparable a Marc Bartra, que dio una exhibición de baile, cánticos y saludos y sonrisas continuas a una afición que pedía a gritos un gesto de sus ídolos, para inmortalizarlo en los móviles que poblaron el panorama.

Con menos afluencia que en otras celebraciones, los lugares que agolparon a más aficionados fueron monumento a Colón, el tramo entre Plaça Urquinaona y Passeig de Gràcia.

La masa azulgrana pidió a Valdés que se quedara, cantó el himno y coreó los nombres de Tito, Puyol, Messi y Abidal.