X
santa úrsula>

PP-PSC busca convertir el búnker de La Quinta en reclamo turístico

   

La batería custodia desde el valle de La Orotava hasta la costa de El Sauzal. | MOISÉS PÉREZ

La batería custodia desde el valle de La Orotava hasta la costa de El Sauzal. | MOISÉS PÉREZ

LUIS F. FEBLES | Santa Úrsula

Con el objetivo de recuperar y conservar una pieza importante de la historia local, el grupo de gobierno del Partido Popular (PP) y PSOE, en el Ayuntamiento de Santa Úrsula, pretende contactar con el propietario de los terrenos donde se encuentra ubicado el búnker de La Quinta Roja y con el Cabildo de Tenerife para “en la medida de lo posible poder acondicionar la zona en la que se localiza esta edificación histórica que fue construida para defender la Isla de una eventual invasión durante la Segunda Guerra Mundial”.

El propósito del Gobierno local es claro: convertir a este abandonado emplazamiento en un reclamo turístico. Para la alcaldesa del municipio, Milagros Pérez (PP), “sería valioso impulsar el fortín como una especie de atracción para turistas y vecinos dado que se trata de una parte de la historia de la localidad”.

En el camino aparece un problema que conllevaría frenar dicha intención: la postura del Cabildo. La Corporación insular no prevé realizar ningún tipo de acción orientada a conservar o acondicionar el lugar en cuestión, más si cabe, cuando “no se encuentra, por el momento, dentro de su hoja de ruta”.

La Corporación insular descarta realizar acciones encaminadas a su conservación

Cabe recordar que en el año 1957, época en la que finaliza la actividad de la batería militar, los terrenos, afectados por el proceso agrícola de la roturación de tierras, pasaron con el paso del tiempo a una Junta de Compensación para posteriormente hacerse propietaria una empresa privada, según confirmaron fuentes municipales.

En este enclave situado en la zona conocida como Los Lirios presenta singularidades arqueológicas significativas. Así, el autor del libro Santa Úrsula en el marco de la Segunda Guerra Mundial: la 11ª Batería Quinta Roja, Francisco Javier León, reflejó este aspecto en uno de los capítulos de su obra. Para ponderar tal importancia, León asegura con datos en la mano que el capitán José García Borges, personaje que estuvo al frente del búnker, realizó junto con el científico Telesforo Bravo numerosas incursiones en cuevas sepulcrales y de habitación de la costa, encontrando restos de cuentas de collar y cerámica.

El estado de abandono de la parte interior de la estructura militar es apreciable a simple vista. | M.PÉREZ

El estado de abandono de la parte interior de la estructura militar es apreciable a simple vista. | M.PÉREZ

Pero uno de los hallazgos más importantes se produjo justo en el acantilado situado debajo de la batería, en una cueva en el Paso de Los Lirios: un tuvo volcánico utilizado por los guanches como cueva de enterramiento.

A día de hoy, el estado de abandono que sufre la instalación es perceptible a simple vista. Las pintadas, basura y residuos de todo tipo copan un espacio que otrora fue fundamental para visualizar al enemigo ante una posible invasión en el transcurso del histórico conflicto internacional que se prolongó desde el año 1939 hasta 1945 entre las principales potencias mundiales.