X
CONSEJO DE GOBIERNO >

Fomento “rompe” los convenios ya firmados para arreglar 4.206 casas

   

Inés Rojas y Martín Marrero en rueda de prensa

Inés Rojas y Martín Marrero, durante la rueda de prensa. / da

VICENTE PÉREZ | Santa Cruz de Tenerife

El Ministerio de Fomento ha comunicado al Gobierno de Canarias que, por los recortes presupuestarios, no podrá acometer los 34 convenios ya formalizados con el Ejecutivo estatal, los ayuntamientos y los cabildos, para rehabilitar 3.718 viviendas y reponer 488, de modo que todos estos acuerdos quedarán sujetos a una nueva negociación con miras al trienio 2014-2016 y en función de las disponibilidades económicas.

Así lo informó ayer en rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno la consejera de Políticas Sociales y Vivienda, Inés Rojas, quien avanzó que estudiará emprender acciones judiciales contra el Ejecutivo central por este incumplimiento, pese a que los convenios estaban ya firmados, y a que los ayuntamientos habían planteado alargar el número de años previsto para ejecutar esta inversión (186 millones de euros en total), de modo que se consignara menos dinero en cada anualidad pero se llevarán a cabo todas las actuaciones.

“¿Qué se le puede decir ahora a las familias canarias que estaban convencidas de que se iba a rehabilitar su barrio porque ya las administraciones habían firmado un convenio; yo me pregunto para qué sirve ya una firma”, se lamentó Rojas.

La consejera explicó que la decisión le fue comunicada a su departamento en una reunión técnica previa a la Comisión Bilateral Canarias-Estado, de modo que las arcas estatales solo abonarán deuda de planes ya ejecutados. La negociación para las nuevas inversiones se demorará hasta diciembre, con lo cual en 2013 Rojas ya no prevé ninguna actuación de las programadas. No en vano, el Gobierno central ha recortado el presupuesto destinado a este fin en Canarias un 83%, al pasar de 14 millones a poco más de 1,6 millones, según manifestó la consejera.

En el aire quedan, pues, proyectos de reposición en Cuartería de Mata y Tamaraceite, El Centurión y La Candelaria , Valterra y Titerroy. En cuanto a la rehabilitación, en la incertidumbre se mantendrán ahora los ha -bitantes de 3.718 viviendas ubicadas en los barrios de Santa María del Mar, Ofra, La Salud, El Toscal, Miramar, La Victoria (en Santa Cruz de Tenerife), Las Rosas (Adeje); casco histórico de La Orotava; Antón Guanche (en Candelaria); La Verdellada, El Cardonal, San Luis Gonzaga y el casco histórico (La Laguna); Escaleritas, San José y Vegueta (Las Palmas), y 90 viviendas de Puerto del Rosario.

EL CESE AVALA PRIMAR EL EMPLEO PARA RESIDENTES

El Comité Económico y Social de la Unión Europea (el CESE) avala que la Comisión Europea permita a las regiones ultraperiféricas como Canarias primar el empleo para los residentes en las contrataciones de las Administraciones Públicas. Así lo informó ayer el portavoz del Ejecutivo regional, para que este dictamen supone un “espaldarazo” a la tesis defendida por el Gobierno canario de que no hay ya más “capacidad” en el mercado laboral del Archipiélago para dar trabajo a los 100.000 nuevos trabajadores llegados desde 2007, pese a la crisis, de los que el 46% son extranjeros, frente al 29% a escala estatal. A su juicio, “Europa es más sensible con Canarias de lo que es el Estado”.

“Soria rectifica, pero muy tarde”

El Gobierno canario celebró que el ministro de Industria haya decidido restablecer las primas a las energías renovables en Canarias, pero consideró que la medida llega “un año y medio” tarde y después de que se hayan mantenido bloqueados 600 millones de euros de inversión que hubieran creado ya 5.000 nuevos puestos de trabajo. Martín Marrero recordó que Soria dijo a principios de 2012 que quitaría esta moratoria y, sin embargo, ha “rectificado” ahora. El portavoz gubernamental pidió al ministro que concrete cómo va a quedar la tarifa y cómo se modulará.  Por otra parte, el portavoz gubernamental se quejó de que el Gobierno regional “desconoce la letra pequeña” de la reforma de las administraciones públicas que presentó el presidente estatal, Mariano Rajoy, en un acto celebrado el miércoles, y al que no asistió el Ejecutivo canario porque, según Marrero, se le convocó con solo 24 horas de antelación y, además, sin un documento sobre esta iniciativa. A juicio del gabinete de Paulino Rivero, esta reforma, que entre otras medidas prevé la venta de 15.000 inmuebles, “lo que supondrá es una mayor debilidad de las Administraciones Públicas”, de la misma forma que “han abolido la Ley de Dependencia”.