X
tacoronte>

El alcalde se queda solo en sus peticiones de empleo al Cabildo

   

El alcalde Álvaro Dávila

El alcalde, Álvaro Dávila, en su despacho municipal. | MOISÉS PÉREZ

LUIS F. FEBLES | Tacoronte

El Cabildo de Tenerife ha puesto en marcha un Plan de Acción por el Empleo con un presupuesto de dos millones de euros que permitirá a las pymes de la Isla contratar a más de 2.000 personas en un año. No obstante, el alcalde de Tacoronte, Álvaro Dávila, también de Coalición Canaria (CC), mostró su desacuerdo en la forma de reparto de la subvención, dado que el regidor considera que “debe distribuirse en base al porcentaje de parados que existe en cada ciudad, y no de forma global”.

Aunque felicitó a la Corporación insular por poner en marcha dichas ayudas, lamentó que ninguno de los municipios del Norte, presentes en la reunión mantenida anteayer entre los alcaldes, el vicepresidente económico, Carlos Alonso, y el consejero insular de Desarrollo Económico, Efraín Medina, haya apoyado su propuesta. “Ahora lo que me duele es la postura de los municipios, y el Cabildo tiene que saber las diferencias de paro entre el Norte y el Sur, tengo estadísticas”, glosó. Incluso, ayer se convocó un pleno extraordinario en el que se aprobó por unanimidad felicitar a la Corporación insular y pedir un cambio en el reparto de dichas ayudas. Por otra parte, el consejero de Desarrollo Económico, Efraín Medina, indicó a este periódico que “este plan de empleo ha sido consensuado con sindicatos, patronal y asociaciones que trabajan para el empleo”, recalcando que está dirigido a las pymes y por lo tanto, “los ayuntamientos son meros intermediarios ”. En esta línea, subrayó que “en caso de empate con las empresas, se tendrá en cuenta el índice de desempleados en cada localidad”. Cabe mencionar que las sociedades que accedan a esta subvención podrán recibir hasta 60.000 euros en el caso de realizar un total de 15 contratos indefinidos por jornada completa. Por cada uno de ellos se abonará un total de 4.000 euros que corresponderán a cuatro meses. Estos importes se reducirán en proporción a la jornada realizada por el trabajador, salario y cotización a la Seguridad Social.

La duración mínima de los contratos será de tres meses y las empresas beneficiadas deben comprometerse a mantener durante un año el 25% de los contratos subvencionados, con un mínimo de un acuerdo por cada cuatro nuevos empleos.

Los empresarios deben comprometerse a mantener contratados como mínimo a una persona durante un año a partir de la concesión de la subvención. A diferencia de otro tipo de ayudas concedidas por otras administraciones, las aportaciones del Cabildo para la contratación se llevarán a cabo de forma inmediata y podrán complementarse con otras subvenciones en marcha por parte del Ejecutivo Autónomo. Durante la próxima semana se realizarán nuevos encuentros con responsables municipales y otros colectivos con el fin de recibir sugerencias y conocer la opinión de los diferentes colectivos implicados.