X
SUCESOS >

Dan por fallecidos a los tres alpinistas españoles perdidos en el Himalaya

   

ALPINISTAS PAKISTÁN HIMALAYA

Fotografía de la página de Facebook de la Expedición Hidden Peak 2013, del montañero Xevi Gomez; de Abel Alonso, de su blog, y de Álvaro Paredes, de Castilla y León Televisión (de izda a dcha). / EFE

EFE | Logroño

Los tres alpinistas españoles perdidos desde el pasado domingo día 21 en el Gasherbrum I, en la cordillera del Himalaya, Xevi Gómez, Abel Alonso y Álvaro Paredes, han sido dados por fallecidos por el equipo de rescate que les buscaba desde hace días.

El alpinista riojano Alfredo García, que les acompañaba pero que logró bajar tras no hacer cumbre, ha informado en un comunicado remitido a Efe, en nombre de todo el resto de la expedición, que tras un último intento de buscar a los tres alpinistas se les ha dado por fallecidos.

El comunicado especifica que hoy “en un último intento de localizar con vida” a los alpinistas y “dada la climatología adversa existente durante estos días en altura” se han confirmado “las peores expectativas” y se ha dado por fallecidos a Gómez, Paredes y Alonso.

Los miembros de la expedición piden “el máximo respeto a familiares, amigos y compañeros” de los fallecidos.

La expedición al Gasherbrum I partió a finales de junio con once alpinistas españoles de varias comunidades autónomas, la mayoría de ellos con experiencia en ascenso de ochomiles.

Tras un periodo de aclimatación y tras equipar con cuerdas una zona llamada “el corredor de los japoneses” cinco de los alpinistas decidieron emprender el ascenso a la cumbre a finales de la semana pasada, mientras el resto permanecía en uno de los campos base, por problemas gástricos.

En la madrugada del pasado domingo 21 de julio los cinco montañeros afrontaron el tramo final del ascenso, pero dos de ellos, el riojano Alfredo García y el catalán David López, decidieron regresar a cien metros de la cumbre, debido al cansancio y a las malas condiciones climatológicas.

En el descenso López y García se separaron, el primero alcanzó el campo base y el segundo, desorientado, pasó la noche a la intemperie a unos 7.500 metros de altura.

En las primeras horas del lunes 22 García recibió desde Logroño las coordenadas del Campo 3, a 7.200 metros, y una vez que pudo usarlas con su GPS llegó a él.

Permaneció en ese campo más de dos días, solo, y en una de sus llamadas telefónicas a Logroño reconoció que no sabía nada de los tres compañeros que, en teoría, debían llegar a ese campo tras él.

Una vez que el alpinista argentino Mariano Galván llegó al campo 3 ambos pudieron bajar del Gasherbrum I e integrarse en el equipo de búsqueda de los españoles.

Hoy, el riojano y el resto de miembros de la expedición han asistido a las últimas horas de búsqueda, junto al ejército pakistaní y a sherpas, tras las que han dado a conocer el fatal desenlace.