X
TRAGEDIA EN SANTIAGO DE COMPOSTELA >

Rivero y Bento transmiten a Galicia la solidaridad y el apoyo de Canarias

   

EFE | Las Palmas de Gran Canaria

El presidente del Ejecutivo regional, Paulino Rivero, y la delegada del Gobierno en Canarias, María del Carmen Hernández Bento, han transmitido hoy “la solidaridad y el apoyo” de las Islas al pueblo gallego y a los familiares de las víctimas del accidente de tren ocurrido ayer en Santiago de Compostela, en el que han muerto 78 personas.

Durante su participación en el 33 aniversario de la muerte de Belén María, Rivero ha dedicado un minuto de silencio en recuerdo de las víctimas de “uno de los accidentes más terroríficos que ha ocurrido en el Estado español”, según ha manifestado.

En el mismo acto, la delegada del Gobierno en Canarias, María del Carmen Hernández Bento, también ha mostrado sus condolencias, no solo al pueblo gallego, sino a toda España, porque, según ha dicho, este tragedia, “que anoche nos dejaba atónitos, nos ha sobrecogido”.

Paulino Rivero ha destacado que este accidente ha supuesto un “impacto total” en la población gallega por haber ocurrido en una fecha “tan especial” para ellos, como es la víspera de las fiestas de Santiago, su patrón.

De momento, las víctimas del accidente ascienden a 78 muertos y 140 heridos, “un drama muy triste y doloroso”, según el presidente, quien ha añadido que hay que esperar a conocer las causas del siniestro para “poner remedio y que estas cosas no vuelvan a ocurrir”.

Rivero ha señalado que el Gobierno canario desconoce si alguno de los pasajeros del tren siniestrado estaba vinculado, directa o indirectamente, con el archipiélago, y ha añadido que cuando se conozca la relación de las víctimas, “seguro que habrá gente afectada de otras partes de España, incluso de fuera”.

El presidente de Canarias ha concluido que, “independientemente del lugar donde uno viva, hoy tenemos que estar con las víctimas y los familiares”, y también ha deseado una rápida recuperación a todos los heridos.

El Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, donde hoy también se ha guardado un minuto de silencio en recuerdo de las víctimas de este accidente ferroviario, ha decidido sumarse a los tres días de luto oficial decretados por el Gobierno de España, por lo que izará las banderas a media asta, en señal de duelo por las 78 personas fallecidas en el siniestro, según ha informado en un comunicado.