X
arona >

Los 13 socorristas que resisten causan baja en la Seguridad Social

   

SOCORRISTAS ARONA en huelga Playa de las Vistas

Imagen del puesto ubicado en Las Vistas para demandar un conflicto que dura hace más de un año. / DA

NICOLÁS DORTA | Arona

Mientras el municipio se promocionaba ayer en la World Travel Market de Londres bajo el lema Playas de Arona, los turistas británicos que llegan contemplan unos socorristas al límite. En Las Vistas cuelgan carteles de “luchando por nuestras playas” o “doce meses sin cobrar y todavía trabajando”. Hace meses, la mayoría de estos jóvenes se sostienen del donativo de muchos turistas y de los baños para personas con discapacidad. Resiste un grupo de 13 salvavidas sin percibir su sueldo desde agosto de 2012. Acuden a los plenos para reivindicar sus derechos, pero todo sigue igual.

Ayer, se ha confirmado que los 13 no figuran en las listas de la Seguridad Social, es decir, ya no cotizan. Y por lo tanto, todos sus derechos laborales, en estos momentos sostenidos bajo una huelga indefinida, se han desdibujado por completo. Ante esta situación, han enviado un recurso a la Seguridad Social para que reconsidere su postura y los mantenga en lista, lo único que les queda, pues “los argumentos” que les han manifestado “no se sostienen”, comentaba a DIARIO DE AVISOS el portavoz de los socorristas.

En el último pleno de Arona, el concejal de Medio Ambiente, Antonio Sosa, hizo referencia a esta situación, que se le escapa de las manos a cualquier administración. Al acabar la sesión los afectados se reunieron con el alcalde, Francisco Niño, y el propio Sosa.

“El Gobierno municipal ha admitido que no sabe qué hacer con la situación”, añaden los socorristas. De momento andan en lo cierto, pues no se ha buscado sustituto a la empresa Sport and Salvament, desaparecida tras ver que no podía hacer frente a los sueldos. Esta empresa “no nos coge el teléfono, no responde a nuestras cartas, no figura en el concurso de acreedores”, dicen los afectados, que reclaman su dinero.

Sacar a concurso de nuevo el servicio es una de las salidas a este embrollo. Y el Ayuntamiento lo ha hecho pero dicha licitación ha quedado desierta hasta en dos ocasiones porque ninguna empresa quiere asumir las deudas. Otro de los temores, comentan, es que la subrogación del personal en caso de un nuevo concurso no está garantizada.