X
interviú >

Sonia Monroy, inspectores de Hacienda que cambian de bando o el caso Baute, en ‘Interviú’

   

J.J.G. | Santa Cruz

La revista Interviú que puede adquirirse el domingo junto a DIARIO DE AVISOS y XL Semanal por apenas dos euros presenta en este número en su portada a Sonia Monroy, un interesante reportaje sobre los inspectores de Hacienda que han fichado por empresas investigadas, además de un reportaje con el empresario inmobiliario tinerfeño Tomás Núñez que denunció la propuesta del trabajador del Ayuntamiento de La Laguna, Nicolás Baute, para raptar a la concejala del PP, Raquel Pérez Brito, y que no votara a favor de la moción de censura del PSOE contra la alcaldesa Ana Oramas.

Este lunes comenzó en Santa Cruz de Tenerife el juico contra el ex empleado público Nicolás Baute y los empresarios Valentín Luis y Tomás Núñez por una presunta trama de secuestro de la concejal del PP de La Laguna Raquel Lucia Pérez ocurrida hace 14 años.

“El día que va a votar no aparece y se ve en un cuarto oscuro medio jodida” señaló Baute en la reunión celebrada el 13 de diciembre de 1999. A cambio de raptar a la edil díscola, el constructor Valentín Luis y el promotor Tomás Núñez verían desbloqueada la licencia para edificar 123 viviendas en Valle Tabares, con la que no pudieron cumplir, junto con otra promoción en Camino Tornero, y por la que ambos se encuentran actualmente en la cárcel cumpliendo condena por un delito de estafa.

Tras una primera toma de contacto se formalizó una nueva reunión. A Núñez le ofrecieron 15 millones de pesetas (unos 90.000 euros) a cambio del vídeo en el que había grabado cómo Baute, primo de un concejal de CC, le proponía retener a la concejala del PP el día que se votara la moción de censura que podía dar la alcaldía de la ciudad a Santiago Pérez (PSOE). El intermediario inmobiliario Tomás Núñez rechazó la oferta, denunció la propuesta y entregó el vídeo a la Justicia y a la revista Interviú que destapó este escándalo el 26 de diciembre.

Además en este número la modelo, cantante y actriz Sonia Monroy cuenta que se ha marchado hasta Hollywood para labrarse una carrera en la interpretación. Asegura a la revista que se ha marchado para que se la tome en serio como actriz, ya que “los directores españoles me consideran buena actriz, pero contratarme para una película, según ellos, es llevar el lastre de los programas del corazón y no les gusta. Es injusto. En Estados Unidos me siento mucho más respetada”. Y sorprende con la ocurrente frase “Me siento la Angelina Jolie española”.

Monroy posa para la portada en topless vestida a modo de policía mientras confiesa que quiere llevar despacito su nueva carrera estadounidense, por lo que ahora se encuentra estudiando y se dedica a hacer cástings en los que, dice, no está dispuesta a todo.

Interviú presenta en este número un interesante reportaje en el que desvela que 214 inspectores de Hacienda han cambiado de bando y han fichado por empresas investigadas por el fisco.

Pueden pedir con gran facilidad una excedencia y pasarse al sector privado, donde les esperan sueldos muy superiores al ya abultado salario que cobran del Estado. La flor y nata de la Agencia Tributaria ha ido siendo captada por bufetes, asesorías y empresas desde el año 2000. Son inspectores que han mandado mucho en Hacienda. El fenómeno explica las sospechas de favoritismo fiscal en torno a la multinacional Cemex, que Montoro ha ordenado investigar… solo parcialmente.

Además, el semanario presenta un reportaje sobre la aprobación de la Ley de Seguridad Ciudadana y el caso de los organizadores de una concentración en defensa de la educación pública o la vivienda que ahora se enfrentan a peticiones de cárcel por acusaciones que ellos niegan.

Interviú también saca a la luz la historia de Ayeissa Guillén, una muje que quería ser militar desde pequeña y, en efecto, acabó en el Ejército, entró como personal de tropa y ascendió hasta oficial de Enfermería. Pero cometió un error: apuntarse voluntaria a la Legión en Melilla –donde habían destinado a su pareja– y además… ser madre por segunda vez: “Pedí la reducción de jornada por maternidad y ahí se enredó todo: me hicieron la vida imposible hasta que me echaron”. La causa oficial es otra, su “falta de idoneidad” para el puesto.

Todo esto, además de las firmas de sus destacados columnistas como Andreu Buenafuente, Teresa Viejo, Alberto Pozas, Juan José Millás, Gonzalo López Alba y Angel Antonio Herrera, y mucho más está ya esperándote entre las páginas de un nuevo número de la revista Interviú que puedes adquirir el domingo en el quiosco más cercano junto a DIARIO DE AVISOS y XL Semanal, por apenas dos euros.