X
entre cortados > Arun Chulani

Tú y tu monstruación – Por Arun Chulani

   

Acabo de llegar a casa. Quiero dormir, hablamos después.

-¿Pasa algo?

-No.

-¿Estás segura? Estás de un susceptible…

-Te he dicho que no pasa nada, tranquilo. Tengo sueño.

-No te creo. Explícame, anda… ¿qué pasa?

-Scet*mtElm.

-¿Scet*mtElm? ¿Qué quiere decir “Scet*mtElm”? Venga, explícame, que no entiendo nada. ¿Es por no haberme acordado de la cena del cumpleaños de tu madre? Amor, sincérate… ¿qué he hecho mal? Sé que tengo defectos, pero te encantan, lo sé. Yo, mis virtudes y defectos. […] Vale, no quieres hablar. Perfecto. Pues yo tampoco diré nada. Encima que ni te explicas, que no me dices qué está pasando entre nosotros, me ignoras. Pero bueno, tú nunca cambias, siempre has de tener la razón y yo, detrás de ti, como un perrito faldero. Me niego, ¿entiendes? No te lo mereces, no es justo. Al final tenían razón mis colegas: solo miras por ti. Tenía que haberme ido a ver el fútbol anoche, al igual que lo hice cuando fue el cumpleaños de tu madre. Sorpresa: no soporto a tu familia. ¿Sigues sin hablar? Ok. […] Vale, sigo sin entender ese “Scet*mtElm.

¿Tengo que ponerme a descifrar? Mmm… “Será Cabrón El Tío” puede ser la primera parte. El asterisco no lo entiendo, pero supongo que será culpa de tu monstruación, digo, menstruación. lo demás… “Me Tocas Exageradamente La…” ¿Moral? Qué fina eres; hija de la Antonia tenías que ser. Pero me da igual ahora tu madre. ¿Me puedes hablar de una vez y explicarme porqué me llamas cabrón? Ha pasado una hora y ni hablas. Valora que aún estoy hablándote, porque tu actitud deja mucho que desear. Ahora me voy a poner yo susceptible, sí, que me has hecho daño. Fijo que te quedas callada de la vergüenza, y es normal: no querría ser tú. Cuando quieres a una persona no la atacas así, pero bueno, tú y tus formas de ser que tanto odio. Como cuando me dices que vaya yo en vez de venir tú, porque dices ‘estar cansada’. Yo también me canso de tomar cañas en el bar, ¿te queda claro? Y no me quejo. Sigo como un valiente…

-Scet*mtElm significa “me quedé dormida, como siempre, pero apretando las teclas del móvil, sin darme cuenta”. Y ahora sí que me pasa algo, monstruo de las narices…

@arunchulani