X
santa cruz >

El convenio con el SCE permite la contratación directa de 248 personas

   
Francisca Luengo, José Manuel Bermúdez y Florentino Guzmán

Francisca Luengo, José Manuel Bermúdez y Florentino Guzmán. | FRAN PALLERO

N. T. | Santa Cruz de Tenerife

El principal problema que presentan los desempleados de Santa Cruz de Tenerife a la hora de recolocarse es la formación, tanto que, de los 27.633 parados con los que cerró 2013 el municipio, el 50% no tiene siquiera Educación Primaria, y un 33% solo tiene Educación Secundaria. Con cifras como estas, el Ayuntamiento ha decidido apostar por acciones específicas que permita a estas personas, la mayoría procedentes del sector de la construcción, adquirir las herramientas necesarias para que pueden tener un futuro laboral.

Ayer, la consejera de Empleo del Gobierno de Canarias, Francisca Luengo, junto al alcalde, José Manuel Bermúdez, y el concejal de Economía, Florentino Guzmán Plasencia, escenificaron la firma del convenio que permite la puesta en marcha de cuatro proyectos cuyo objetivo último es el de la formación y del que se beneficiará cerca de un millar de chicharreros. De ellos, 248 conseguirán un contrato laboral de forma directa.

Estos proyectos, tal y como adelantó DIARIO DE AVISOS, están dirigidos a la formación, la orientación de los desempleados con titulación y a la tutorización de las nuevas empresas. Una última parte es la destinada a una edición especial del Plan Social de Empleo del Servicio Canario de Empleo que permitirá la integración laboral de 248 personas. El monto total de la inversión es de 1.067.000 euros, de los que el SCE pone el 73%, el Ayuntamiento el 22,5% y la ciudad alemana de Göttingen pone el 4,5% restante.

Luengo describió los cuatro proyectos como “novedosos y bonitos” con lo que se espera seguir en la senda de descenso iniciada por la capital en mayo bajando el 3% el desempleo. El alcalde incidió en estos datos explicando que “junto a la reducción de los desempleados también, esta vez desde julio, se ha producido un repunte en los contratos, con más altas en la seguridad social”. Por su parte, Plasencia apuntó que, “esto es más que un plan de empleo, es un proyecto adaptado a las necesidades de la capital y que pretende que los desempleados no vuelvan al paro”.