X
CD TENERIFE >

Gran triunfo sin paliativos (1-3)

   
LUGO-TENERIFE

Luismi Loro, titular ayer, disputa un balón en el centro del campo con el italo-brasileño Renella. / LUISA PORTELA

ÓSCAR HERRERA | Santa Cruz de Tenerife

Un Tenerife solvente y preciso de cara a la portería rival. Así fue el equipo blanquiazul en su paso por el Anxo Carro de Lugo, en un partido en el que sumó tres nuevos puntos que lo acercan aún más al objetivo de la permanencia en la categoría, y de paso supera a los gallegos en la clasificación al ganarle también el golaveraje particular, tras vencer el cuadro lucense en la Isla 0-1 en la primera vuelta, y hacerlo ahora el conjunto de Cervera por 1-3 en este envite en campo gallego.

De entrada, Álvaro Cervera volvió a llamar la atención con la alineación titular dando entrada a Luismi Loro, que no jugaba de inicio desde el choque en Murcia el pasado 4 de enero. Loro completó un buen partido en los minutos que estuvo en el campo, y su indudable calidad sirvió a Ayoze, por ejemplo, la asistencia en el uno a dos en la segunda mitad. Otro que volvió al once fue Aridane, quien a los seis minutos de partido ya ponía a su equipo por delante en el marcador con un magnífico remate de cabeza tras un preciso envío de Javi Moyano desde la derecha al interior del área pequeña. Ahí el de Vecindaro hizo el resto, anticipándose a los centrales del Lugo, y conectando un buen testarazo que se coló en la portería del cuadro de Quique Setién. Otro de los destacados del encuentro fue Édgar Méndez. El de Arafo hizo un derroche físico atacando y defendiendo. En primer lugar por el costado izquierdo y en los minutos finales antes de ser sustituido, por la banda derecha, donde evidenció su gran potencia y velocidad, aunque tal vez le falte precisión para culminar las jugadas en ataque.

El ex del Jaén tuvo en el minuto 25 una gran ocasión tras un pase de Aridane desde el centro del campo. El extremo arafero se marchó como un gamo de su par por velocidad, pero su disparo se fue desviado al lateral de la red. Por esos minutos el Lugo reaccionó, y sacó buen provecho de la banda derecha, donde De Coz y Pablo Sánchez hacían sufrir a Raúl Cámara, que siempre estuvo bien ayudado por Édgar en tareas defensivas. Antes del gol de la igualada de los locales, Loro puso con la zurda otra buena pelota al área gallega, pero el meta Dani Mallo evitó el gol de Ayoze. Ambos chocaron y en esa acción acabó lesionado el portero titular de los lucenses, quien antes del descanso se tuvo que retirar lesionado, entrando el guardameta suplente José Juan.

Cuando dominaba algo más el Lugo, y a nueve minutos del descanso, llegó el empate, en una jugada por el centro de la zona de castigo del Tenerife. Bruno salió a tapar a Renella, y este le superó enviando el balón a Álvaro Peña, quien batió a Roberto por su palo de un fuerte disparo. El partido se equilibró, pero los de Cervera nunca dieron la sensación de acusar el golpe, y se fueron al descanso con la sensación de que todavía tenían mucho que decir en el partido.

LUGO-TENERIFE

El cuadro de Cervera ha ganado tres de sus cuatro encuentros a domicilio en 2014. / LUISA PORTELA

RECITAL OFENSIVO

El Lugo tenía más posesión de balón que el cuadro tinerfeñista, pero eso no se traducía en acciones que pusieran en peligro la meta defendida, otra vez con gran seguridad, por Roberto Gutiérrez. Tal y como pasó en los primeros 45 minutos, el CD Tenerife marcó pronto en la reanudación. Un balón en el centro del campo que le llegó a Luismi Loro pegado a la banda derecha, y con los gallegos descolocados en la zaga, sirvió para que el fuenlabreño asistiera a Ayoze Pérez en un servicio en largo que el delantero blanquiazul ganó en velocidad al portero del Lugo, y ante su salida le metió la pelota entre las piernas para poner por delante otra vez al conjunto isleño.

Con casi toda la segunda parte por delante, el Tenerife no se amilanó y se resguardó atrás, sino que siguió presionando muy arriba la salida de balón del rival. Un Lugo en el que empezó a sobrevolar la goleada recibida una semana antes, y al que le entró la prisa en busca de equilibrar de nuevo la contienda. Setién metió metralla arriba con la salida de Iago Díaz y sobre todo de Fran Sandaza, un delantero tanque que ya había marcado en el Heliodoro.

Por su parte, Cervera fue quitando del partido a los jugadores que más desgaste físico acusaban; y así Cristo Martín entró por un fatigado Édgar, y Suso sustituyó a Aridane, quien por enésima vez hizo un trabajo enorme en todas las facetas del juego de su equipo. Entre tanto, el colegiado Melero López anuló a Carlos Ruiz un gol dudoso, por posible fuera de juego, en una falta que ejecutó Ricardo desde el lado izquierdo, y acaba rozando Aridane, lo que dejó por muy poco a su compañero en posición ilegal, y el tanto no acabó por subir al marcador del Anxo Carro.

GRAN PARADA

Pero los instantes finales del partido tenían reservado a dos blanquiazules su protagonismo. En el minuto 92, una falta al borde del área insular es salvada por Roberto con una espectacular estirada, evitando así el empate; acto seguido, se monta la contra con Suso de lanzadera y Ayoze culminando con su decimosegundo gol en liga. Brillante.

CD LUGO 1 (1)
Dani Mallo (José Juan, 42’); De Coz, Pavón, Víctor Marco, Manu; Carlos Pita, Seoane; Pablo Sánchez, Álvaro Peña (Sandaza, 72’), Iván Pérez (Iago Díaz, 59’); y Rennella.

CD TENERIFE 3 (1)
Roberto; Javi Moyano, Bruno, Carlos Ruiz, Raúl Cámara; Ricardo León, Aitor Sanz; Luismi Loro (Cristo Martín, 58’), Aridane (Suso, 81’), Édgar (Iñigo Ros, 75’); y Ayoze Pérez.

Árbitro: Mario Melero López, asistido por Calero Cano y Martínez Nicolás. Amonestó a los locales De Coz (2’), Seoane (28’), Pita (57’), Pavón (78’) y Manu (89’); y a los visitantes Aridane (34’), Aitor Sanz (47’), Javi Moyano (77’), Ricardo León (90’) y Ayoze Pérez (92’).

Goles: 0-1 (6’): Aridane. 1-1 (36’): Álvaro Peña. 1-2 (51’): Ayoze Pérez. 1-3 (92’): Ayoze Pérez.

Incidencias: Ángel Carro, ante 3.189 espectadores.