X
fin de ETA >

El desarme de ETA, dos años de especulaciones a la espera de un paso que no llega

   

EUROPA PRESS | Bilbao

ETA ha emitido un nuevo comunicado en el que aplaza la decisión de una posible entrega de armas y se limita a anunciar que realizará “aportaciones significativas sin tardar”. Desde que la banda terrorista decretó su cese definitivo de la violencia hace más de dos años, son muchos los agentes implicados que le han instado a dar ese paso o han especulado con el desarme sin que la organización criminal, por el momento, haya dado respuesta.

La banda sí ha dado por cerrado el debate acerca de su no disolución como acredita el documento interno Euskadi ta Askatasunaren 2012ko eztabaida prozesua fechado en 2012 y en el que se relatan las conclusiones del proceso de debate posterior al cese definitivo de la violencia.

Tras ese periodo de reflexión, ETA renunciaba a su papel de vanguardia política y cedía el mismo a las organizaciones de la izquierda abertzale, pero dejando claro que se reservaba para si la negociación con el Estado de lo que denomina las consecuencias del conflicto, es decir, el desarme además de la excarcelación de sus presos o el retorno de los huidos.

No obstante, como acredita la redacción de su último comunicado, en la práctica ETA no renuncia a esa función de seguir marcando las líneas estratégicas al instar a su entorno a que avance por una “vía vasca” frente a las negativas de España y Francia.

Que ETA no tiene previsión de disolverse es algo que a día de hoy asumen tanto las fuentes de la lucha antiterrorista consultadas por Europa Press como el propio entorno de la organización criminal. Por tanto, el debate se centra en la posible entrega de armas o los gestos que pudieran partir de la organización.

SE VATICINÓ PARA FINALES DE 2013

Sectores de la política vasca filtraron el pasado de verano que ETA daría un paso en este sentido antes de que finalizase 2013, sin embargo estos pronóstico no se cumplieron. En su lugar, el 28 de diciembre, el Colectivo de Presos de ETA anunció su disposición a asumir las soluciones individuales que marca la Ley para acogerse a beneficios penitenciarios sin que por el momento conste que hayan pasado del anuncio a los hechos.

El propio lehendakari Urkullu ha introducido recientemente otro plazo y ha vaticinado que el anuncio del desarme se producirá en los próximos seis meses. Hoy mismo, el líder del PNV en Guipúzcoa, Joseba Egibar, decía que el comunicado de anoche es la antesala de otro comunicado para anunciar el desarme.

En marzo de 2013, la Comisión de Verificadores del alto el fuego patrocinada por la propia izquierda abertzale lanzó un últimatum a ETA de seis meses. Si en ese plazo de tiempo -que expiraba en septiembre- no daban un paso significativo hacia el desarme, disolverían la Comisión. Ese paso tampoco llegó, pero los verificadores decidieron continuar con sus labores pese a todo.

Las recomendaciones del Foro Social sirvieron de percha a ETA para mentener la expectativa ya que se le interpelaba directamente acerca de una entrega de armas. No se le pedía una disolución, pero sí el “desarme y desmantelamiento de estructuras militares”.

RECOMENDACIONES DEL FORO SOCIAL

Pero ETA contestó en julio con un primer comunicado en el que aseguraba tener “matizaciones” que hacer a esas conclusiones del Foro Social en torno a las cuáles decía tener algunos “desacuerdos”.

En aquel comunicado, la banda emplazaba a un futuro pronunciamiento más en profundidad de aquellas recomendaciones, sin embargo, esa respuesta tampoco se ha producido a día de hoy. Más allá de valorar positivamente la iniciativa, en su último comunicado conocido ayer, los terroristas se limitaban a comprometerse a contactar con la Comisión para Impulsar el Proceso de Paz presentada el 23 de diciembre como una iniciativa más del Foro Social.

Altos representantes de la lucha antiterrorista informaron el año pasado a Europa Press de que la banda llevaba meses con la intención de dar un paso, pero se niegan a hacerlo si a cambio no hay contrapartidas por parte del Gobierno.

EL GOBIERNO PIDE LA DISOLUCIÓN

De hecho, estas mismas fuentes informan de que el año pasado los terroristas llegaron a grabar un video en el que se mostraba el sellado de un zulo como símbolo de una entrega de armas. No obstante, estas imágenes no llegaron a ser difundidas. A día de hoy, las mismas fuentes consultadas indican que no tienen información acerca de una posible entrega a corto plazo.

En ese sentido, son significativas las palabras del ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, quien el pasado diciembre y en el marco de un nuevo clima de especulaciones sobre un posible desarme advertía a los terroristas de que no iban “a aceptar escenificaciones” a la hora de entregar las armas.

Interior responde a la banda que las Fuerzas de Seguridad siguen trabajando para lograr su disolución

El ministerio de Interior ha recibido con indiferencia el último comunicado de la banda terrorista ETA, en el que lejos de plantear una posible entrega de armas o su disolución, pide a España y Francia un desarme.

Por ello, el departamento que dirige Jorge Fernández Díaz responde que las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad seguirán trabajando para lograr su desaparición, informaron a Europa Press en fuentes ministeriales. Asimismo, estas fuentes reiteran que el ministerio del Interior ya ha dicho en reiteradas ocasiones que el único comunicado que espera de ETA es el de su disolución.


El Gobierno vasco responde a la banda que espera “hechos” y un “compromiso inmediato de desarme”

El Gobierno vasco ha afirmado, ante el último comunicado de ETA, que tanto el Ejecutivo como el lehendakari, Iñigo Urkullu, esperan “hechos” de la banda armada y un “compromiso inmediato de desarme”.

El Ejecutivo ha hecho este análisis tras el comunicado de la banda armada dado a conocer este sábado, en el que anuncia que hará “aportaciones significativas” al proceso “sin tardar”.

Ante este pronunciamiento, el Gabinete de Urkullu ha señalado que el “único comentario” que se puede hacer ante la “retórica mostrada, una vez más, por parte de ETA es que el Gobierno vasco y el lehendakari esperan hechos”.

“ETA sabe cuál es la realidad, conoce su propia realidad, y sabe lo que tiene que hacer. La sociedad vasca y el Gobierno vasco esperan un compromiso inmediato de desarme”, ha afirmado.

El PNV considera que se está ante “el comunicado que anuncia otro comunicado” y la “antesala” de cara a un “desarme”

El presidente del GBB del PNV, Joseba Egibar, ha señalado que el comunicado de ETA es “el comunicado que anuncia otro comunicado y la antesala de lo que puede ser la explicitación de los pasos que ETA como organización está dispuesta a dar en orden al desarme, decomiso o terminar con las estructuras militares”.

En declaraciones a Radio Euskadi, recogidas por Europa Press, el dirigente jeltzale ha advertido, no obstante, que es “evidente” que ETA tiene la “tentación irrefrenable de hablar de política y de buenos de malos”, pero ha subrayado que la organización terrorista “debe ser consciente de su actual dimensión, de donde se juegan las decisiones y sin más dilación debe dar los pasos”.

“Es el comunicado que anuncia otro comunicado y la antesala de lo que puede ser la explicitación de los pasos que ETA como organización está dispuesta a dar en orden al desarme, decomiso o terminar con las estructuras militares”, ha considerado.

En este contexto, ha destacado que hay una expresión muy clara en el texto que anuncia “la inminencia de otro comunicado” cuando señala que “harán aportaciones significativas y se dirigen a la comisión constituida de la mano del foro social”.

Asimismo, ha destacado que es “evidente” que ETA tiene una “tentación irrefrenable de hablar de política, de buenos y malos”, pero ha remarcado que “debe ser consciente de su actual dimensión, de donde se juegan las decisiones y sin más dilación debe dar pasos”.

“La comisión está a la espera y el conjunto de las formaciones políticas también, ya que no existe una verificación directamente ligada a las instituciones del Estado en orden a certificar ese cese definitivo, la entrega de armas y demás… se está buscando otra vía que ETA da por buena y que se materializará en próximas semanas”, ha considerado.

Egibar ha defendido además que el “bajar la persiana de una organización que ha desarrollado una estrategia violenta e impositiva” no es “nada sencillo”, por lo que ha abogado por ser “más humilde a la hora de calibrar la toma de decisiones y la materialización de las mismas”.

“ETA se ha encontrado en un escenario no deseado para sus pretensiones porque antes conseguía interlocución de los gobiernos de España cuando actuaba con la violencia o el terrorismo y en este momento no se sienta nadie”, ha recordado.

“RESPONSABILIDAD INTRANSFERIBLE”

Por todo ello, ha subrayado que “la gestión de esta situación tampoco es sencilla” y ha advertido de que el Gobierno español del PP “también tenía y tiene una responsabilidad intransferible que es la de verificar esa situación y no lo ha querido hacer”. “El que tengamos la oportunidad de cerrar definitivamente nos exige estar a la altura”, ha apuntado.

Egibar ha señalado que el PNV lleva tiempo trasladando al PP y al PSOE su visión sobre un final ordenado de la violencia y ha reconocido que no es “una gestión sencilla”, algo que, según han indicado, “saben” Mariano Rajoy y Alfredo Pérez Rubalcaba.

El dirigente jeltzale ha manifestado que Urkullu ha transmitido “con lealtad” al Gobierno español “todos esos capítulos y no solo el de la política penitenciaria”. En este sentido, cree que lo importante es ver si hay disposición para trabajar “con cierta discreción” en determinadas cuestiones y confía en que se pueda llegar a “entendimientos”.

Egibar ha aludido a la política penitenciaria y ha señalado que, desde el pacto antiterrorista, se entendió como un “instrumento de lucha contra ETA”. En este sentido, cree que el hecho de ETA haya cesado en su actividad armada debe ser “relevante” y hay que “despojar” a la política penitenciaria “de su excepcionalidad” para “facilitar situaciones”. “La llave de las cárceles la tiene Rajoy”, ha apuntado.

El dirigente del PNV ha indicado que el PP “no quiere moverse” y, en este sentido, ha hecho mención a las posibles “presiones” que pueda tener para ello, mientras que en el PSOE ve una postura favorable a una “flexibilización”. “Y eso nos puede permitir avanzar todo ello desde la base de que ETA se ha acabado”, ha afirmado.

EH Bildu afirma que el comunicado evidencia la voluntad de ETA de “avanzar hacia un escenario de paz”

El parlamentario de EH Bildu Juango Agirrezabala ha afirmado que el comunicado de ETA evidencia que mantiene su voluntad de seguir “dando pasos” y de avanzar hacia un escenario de paz”. En este sentido, ha emplazado al Gobierno del PP a “mover pieza” y dejar su “cerrazón.

En declaraciones a Radio Euskadi, recogidas por Europa Press, ha señalado que hay que hacer una lectura “positiva” de este comunicado, en el que ETA anuncia que hará “aportaciones significativas” al proceso “sin tardar”.

A su juicio, deja de manifiesto, “una vez más” que hay sectores que se están “moviendo” y que hay otros que “no se están moviendo”. En concreto, cree que evidencia la “cerrazón y el inmovilismo” del PP, que “está claro” que “no quiere avanzar en una resolución definitiva” del conflicto.

En este sentido, ha aludido a la sociedad vasca y ha señalado que el “clamor” de los ciudadanos reclama que “nos movamos”. Agirrezabala ha afirmado que ellos están dispuestos a “trabajar en esa dirección”.

En su opinión, cree que hay que “mover pieza” y ha indicado que su formación está dispuesta a llegar a un escenario de “resolución definitiva”. Agirrezabala ha asegurado que la pregunta es si el PP también “está dispuesta a ello”.

El parlamentario de EH Bildu cree que es “indudable” que ETA ha mostrado su “plena voluntad” y ha dado “pasos” desde que declaró el cese definitivo de la actividad armada. Asimismo, ha señalado que también ha expresado su intención de avanzar hacia su desarme, pero para ello “hace falta también que se implique el Gobierno”.

En este sentido, ha asegurado que el PP tiene que explicar por qué se empeña a “dificultar ese desarme” y pretende mantener ese “frente abierto”. A su juicio, si lo hace por “rédito político”, son “unos irresponsables”. Por ello, cree que la responsabilidad está “en el tejado del PP y del Gobierno de España”.

REUNIÓN URKULLU-RAJOY

Agirrezabala también se ha referido a la reunión entre el lehendakari, Iñigo Urkullu, y el presidente del Gobierno central, Mariano Rajoy, y ha afirmado que “hay un error de base” porque el lehendakari le llevó “una propuesta que no es de país” sino la de su partido y el Gobierno vasco, cuando, a su juicio, debería haber sido “previamente consensuada aquí” con los agentes políticos.

El parlamentario de EH Bildu ha denunciado el “inmovilismo” de Rajoy y, tras indicar que se produce “portazo tras portazo”, ha señalado que no cree que, en este ocasión, “las cosas vayan a cambiar”.

En este sentido, ha preguntado a Urkullu qué va a hacer “si le da otro portazo”. A su juicio, no debería mantener “la misma estrategia” y “no se puede esperar a que Rajoy responda”.

En este sentido, ha afirmado que, vista “la negativa permanente de Rajoy”, es “hora de que Urkullu y el PNV busquen en Euskal Herria los acuerdos suficientes para desatascar el proceso”. “Si sigue sin moverse, tenemos que hacer aquí nosotros el camino”, ha añadido.

El parlamentario de EH Bildu ha señalado también que existe un “clamor” para cambiar la política penitenciaria pero “no se quiere “mover ficha”. “¿Por qué no miráis a los ojos a este país”, se ha preguntado.

PP remarca que el fin de la organización terrorista está “verificado” ya que “no va a volver a matar”

El parlamentario del PP, Borja Sémper, ha enmarcado el comunicado de ETA dado a conocer este sábado dentro del “esperpento diario” al que se asiste por parte de “una banda que está en clara descomposición”. Asimismo, ha remarcado que el fin de la organización terrorista está “verificado” ya que “no va a volver a matar”.

En declaraciones a Radio Euskadi, recogidas por Europa Press, ha insistido en que ETA no ha mostrado su voluntad “absolutamente de nada”, ya que lo que ha sido es “arrinconada y derrotada por las fuerzas y cuerpos de la seguridad del Estado y la sociedad vasca”.

A juicio de Sémper, parece que ETA se ha propuesto “matarnos de aburrimiento” y ha enmarcado el comunicado en el “esperpento diario al que asistimos por parte de una banda que está en clara descomposición en un proceso de putrefacción y que ahora anuncia que anunciará algo”.

“Si no fuera tan terrible la historia de ETA y lo que ha supuesto para los vascos una organización terrorista como ésta sonaría un poco a broma”, ha expresado.

Para el dirigente ‘popular’, el “esperpento” al que “pretende someternos” ETA tiene como “objetivo” conseguir protagonismo, así como “favorecer un proyecto político que no consiguió imponer a través de la violencia”.

“ETA NO ES NADIE”

“Por un lado pretende revestir de cierta épica, de cierta importancia y protagonismo su derrota”, ha indicado, para añadir que “ETA no es nadie para la sociedad vasca, que está harta de esta búsqueda de protagonismo y de que quiera incluso condicionar la política vasca”.

Asimismo, ha remarcado que la organización terrorista también busca en su derrota “favorecer un proyecto político que no consiguió imponer a través de la violencia, pero que pretende favorecer pasando página de lo terrible que ha sido la existencia de ETA”.

Por todo ello, ha considerado que las fuerzas políticas tienen que “reaccionar y no darle protagonismo a este tipo de comunicados”. “Lo que no es sencillo es lo que hemos tenido que soportar los vascos. Ahora quieren que entre todos les resolvamos su final cuando durante décadas han pasado olímpicamente de la voluntad de los vascos. ETA no ha mostrado su voluntad absolutamente de nada, lo que ha sido es arrinconada, derrotada por las fuerzas y cuerpos de la seguridad del Estado y la sociedad vasca”, ha insistido.

Asimismo, ha defendido que la verificación del fin de ETA “ya está hecha y no hace falta que venga nadie a decirlo”. A su juicio, está verificado “en el momento en que han tenido que dejar de asesinar y no van a volver, no van a volver a matar porque entre otras cosas ni tienen capacidad ni la sociedad vasca lo permitiría”.

REUNIÓN RAJOY- URKULLU

Por lo que respecta a la reunión mantenida el pasado martes entre los presidentes español y vasco, Sémper ha defendido que lo razonable es que Iñigo Urkullu y Mariano Rajoy mantengan encuentros.

“Lo que ha manifestado el Gobierno de España es que, en este final de ETA, quienes siempre hemos estado defendiendo la democracia debemos ir unidos para que la victoria política no sea las de quienes siempre han justificado políticamente a ETA. No le tenemos que dar nada porque haya dejado de matar y torturar a la sociedad vasca”, ha manifestado.

En este contexto, ha considerado que es necesario aplicar “inteligencia, habilidad y liderazgo”, y el Ejecutivo central “se tiene que implicar y liderar ese final de ETA”. “En ese liderazgo se tienen que sumar el PNV y el PSOE. Nos parecería lo mejor, la manera razonable de liderar algo que venimos reclamando que es que ETA deje de asesinar”, ha añadido.

No obstante, ha considerado que el lehendakari tiene un discurso en publico que es hablar de “presos, presos, presos” y decir que determinadas soluciones a los reclusos de ETA “traerán nuevos tiempos”.

“El recorrido penitenciario de los presos está marcado por la ley que se pueden aplicar en una u otra intensidad, pero en lo que se refiere a la dispersión es el empecinamiento de ETA en no disolverse la que lo mantiene”, ha expresado.

En este contexto, ha considerado “incomprensible” que si ETA se ha acabado se le tenga que beneficiar a determinados presos encarcelados por haber pegado tiros en la nuca”. “No podemos morder su anzuelo”, ha insistido.