X
sucesos >

La mujer del periodista deportivo Paco González abandona la UCI

   
Paco González

Paco González. | E.P.

EUROPA PRESS | Madrid

La mujer del periodista deportivo Paco González ha abandonado la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI) del Hospital Puerta de Hierro para ser trasladada a planta donde continúa con su recuperación, después de que el miércoles fuera apuñalada, han informado a Europa Press fuentes conocedoras del caso.

El pasado miércoles, la esposa del periodista, Maite, tuvo que ser intervenida de urgencia en el citado centro hospitalario tras recibir cinco puñaladas, una de ellas en una zona complicada.

Agentes de la Policía Local de Boadilla del Monte y de la Guardia Civil detuvieron aquella misma mañana a dos personas, un hombre y una mujer, como autores de la agresión a la esposa y a la hija del periodista.

Declaración de los detenidos

Este sábado el juez de Instrucción número 5 de Móstoles está tomando declaración a los agresores por un delito de intento de homicidio, tras cumplirse las 72 horas máximas legales de estar detenidos. Se les acusa a cada uno de dos delitos de intento de homicidio.

Este delito acarrea una pena de hasta siete años y medio de prisión. En el caso de la mujer se elevaría por la agravante de disfraz, dado que cometió los hechos con el rostro cubierto con un pasamontañas y unas grandes gafas negras.

Un abogado penalista ha indicado a Europa Press que es previsible que la imputación acabe siendo por intento de asesinato, dado que los agresores buscaron “una situación de indefensión de las víctimas” y el ataque estaba planeado, puesto que se encontraron unas sábanas y unos grilletes en una mochila.

Para la mujer, este letrado pediría un máximo de 15 años de prisión por dos intentos de asesinato, con la agravante de disfraz. Para el agresor, un asesinato en grado de tentativa, con una pena de hasta 12 años y medio de prisión.

Si se probara que buscaban secuestrar a la familia, se les imputaría un delito de detención ilegal, si bien esta hipótesis se cae debido a que la mujer habría contratado a unos sicarios para matar a la mujer. Por tanto, la intención era de matar, según este letrado consultado por Europa Press.

UN CUCHILLO DE GRANDES DIMENSIONES

Los hechos se produjeron a primera hora del pasado miércoles cuando una mujer se abalanzó sobre la esposa del reportero, Maite, con un cuchillo de grandes dimensiones. La agresora le asestó cinco puñaladas, una de ellas profunda en el tórax, mientras la hija recibió tres cuchilladas.

Los agresores trataron de huir a pie, pero gracias a la colaboración ciudadana fueron detenidos por dos agentes de la Policía local de Boadilla del Monte, en coordinación de la Guardia Civil.

Según las primeras pesquisas, la agresora es una fan del periodista que había llegado a contratar a unos sicarios para atacar a la mujer de González. Al parecer, uno de ellos le contó a un mendigo los planes que tenía la detenida con la finalidad de que se lo contara a la Policía.