X
Economía>

El Cabildo de Tenerife aprueba que el Régimen Económico y Fiscal de Canarias se use para generar empleo

   
Carlos Alonso y Antonio Alarcó

El presidente del Cabildo, Carlos Alonso, junto al portavoz del PP, Antonio Alarcó, ayer. / FRAN PALLERO

J. MORENO | Santa Cruz de Tenerife

Un plan especial de empleo en Canarias, complementario a la bonificación en las cuotas de la Seguridad Social, es una de las propuestas que el Cabildo de Tenerife va a llevar a cabo para que se incluyan en el nuevo Régimen Económico y Fiscal, que se está negociando en estos meses entre los gobiernos central y canario. El objetivo de esta medida es lograr que se reconduzca el problema de desempleo que tienen actualmente las Islas, según recoge el documento aprobado ayer en el Pleno extraordinario de la Corporación insular, con los votos favorables de Coalición Canaria (CC) y Partido Socialista (PSOE) y la abstención del Partido Popular (PP).

A pesar del intento de los tres portavoces, finalmente no se logró llegar a un acuerdo, y el único punto que se votó por unanimidad, fue la creación de una comisión de seguimiento de los diferentes acuerdos adoptados. Por contra, los populares elevaron su propia lista de medidas a incluir en la negociación del nuevo REF, pero fue rechazada por el equipo de gobierno.

Además, el Pleno acordó apoyar públicamente la campaña de la plataforma social Tenerife se Mueve en defensa de un REF por el empleo conforme a la propuesta de renovación aprobada por unanimidad en el Parlamento de Canarias, que contempla, entre otras medidas, la bonificación del 50% de las cuotas de la Seguridad Social.

El documento insiste en la necesidad de combinar medidas específicas dirigidas a compensar las desventajas estructurales del Archipiélago con medidas para estimular el desarrollo de la actividad económica, con el fin de impulsar un nuevo proceso de desarrollo vinculado al papel que Canarias puede jugar como plataforma de la política exterior española y europea hacia África. Para conseguir este objetivo, desde la Corporación insular se enumera una serie de acciones entre las que se encuentra incluir incentivos específicos para aquellas empresas de transporte aéreo que establezcan su base en las Islas, medidas específicas para favorecer una mayor penetración de las energías renovables o acciones en el ámbito de las telecomunicaciones que garanticen la contención de los precios para los usuarios finales y el despliegue de la banda ancha. Del mismo modo, se pide que el nuevo REF recoja que la política de cooperación española hacia África debe apoyarse en Canarias, un programa específico de movilidad de estudiantes, artistas, profesores, investigadores y jóvenes profesionales y la bonificación del transporte de viajeros entre Canarias y los terceros países vecinos.

Asimismo, se propone que se refuerce el reconocimiento constitucional del Régimen Económico y Fiscal y, por otro, que se introduzca un nuevo ejercicio de competencias desde las Islas en el ámbito del transporte, en particular en el transporte aéreo, en la costa y el mar, como recurso clave para el desarrollo más competitivo de la economía.

38 millones para Dependencia

El Pleno del Cabildo dio el visto bueno ayer, con la abstención del PP y el apoyo de CC y PSOE, al convenio de Dependencia suscrito entre la Corporación insular y el Gobierno de Canarias, por el cual el presupuesto de 38 millones de euros que cubre 3.200 plazas será sufragado por ambas administraciones. Al respecto, el vicepresidente primero de la Institución insular, Aurelio Abreu, valoró este acuerdo y destacó la importancia de que cada vez se rubrique a principios de año, para dar garantía tanto a los usuarios y sus familias, como a las asociaciones. Se trata de financiar los servicios que se proporcionan a través de la Red de Centros Residenciales y de Atención Diurna para Mayores Dependientes, así como de la Red de Centros de Atención Residencial y Diurna para Discapacitados.