X
MEDIO AMBIENTE >

Ecologistas en Acción advierte de los graves daños para la fauna marina de las prospecciones petroleras en España

   

EUROPA PRESS | Madrid

Ecologistas en Acción ha presentado este jueves un informe en el que expone los impactos ambientales sobre la fauna marina que provocan las prospecciones en busca de hidrocarburos, tras los permisos solicitados por varias empresas desde 2010 las costas españolas.

Así, el portavoz de Ecologistas en Acción en la Comunidad Valenciana, Carlos Arribas, ha explicado a Europa Press que los proyectos están regulados por la Ley de Hidrocarburos de 1998 y ha recordado que las prospecciones no se someten a Evaluación de impacto ambiental, salvo si afectan a áreas marinas sujetas a protección, como es el caso de varios de los sondeos.

El informe analiza de forma global los impactos de todos los proyectos para conseguir una mayor conciencia social en el conjunto de España, puesto que el rechazo en cada uno de los territorios afectados es “fuerte”.

Arribas ha asegurado que las energías fósiles suponen un “modelo energético caduco” y considera que apostar por estas es “negativo y peligroso”. Los proyectos se desarrollan en Canarias en Mar de Alborán, Cádiz, Valencia, Costa Brava, Baleares, País Vasco, Tarragona.

Además, la responsable de contaminación del área marina de Ecologistas en Acción, Angeliki Lysimachou, ha explicado que las prospecciones provocan diversos daños en los cetáceos, en numerosas especies de peces y en cefalópodos. En concreto, ha indicado que los estudios sísmicos se realizan con explosiones con cañones de aire comprimido que provocan cambios en el subsuelo.

Así, se emiten unos 600 disparos a la hora, durante 24 horas y los 7 días de la semana. Estas explosiones producen sonidos de baja frecuencia provocando graves daños a los cetáceos y otros invertebrados, que se comunican también con sonidos de baja frecuencia.

Lysimachou asegura que algunos estudios científicos apuntan que los sonidos de estas explosiones pueden detectarse a 3.000 kilómetros de distancia las bajas frecuencias pueden viajar muy lejos y esto es un problema para los cetáceos y otros invertebrados, porque ellos usan sonidos de baja frecuencia para comunicarse.

Asimismo, estos sonidos provocan daños en los órganos internos de los peces y cefalópodos y gran mortalidad de los huevos y larvas de las especies.

La representante de Ecologistas en Acción recuerda que coincidiendo con prospecciones petrolíferas en el Cantábrico, entre 2001 y 2003 hubo numerosos varamientos de ballenas en Asturias.

El informe, que se puede consultar en la página de Internet de Ecologistas en Acción, advierte de que los mares están ya en proceso de degradación por el cambio climático, la sobreexplotación de los recursos pesqueros, los continuos vertidos de residuos urbanos e industriales y el tráfico marítimo, que han perturbado su equilibrio.

Por ello, la organización manifiesta que el esfuerzo debería centrarse en recuperar la salud del medio marino en vez de aumentar las presiones.

“El Gobierno español ha concedido al menos una treintena de permisos para la exploración de yacimientos y posibles nuevas plataformas de hidrocarburos. Esto supone multiplicar por ocho la superficie marina que se explota en la actualidad”, denuncia.