X
sanidad>

Los médicos denuncian que los pasillos de Urgencias siguen llenos

   

T. F. | Santa Cruz de Tenerife

El secretario general del Sindicato de Médicos de Tenerife (CESM), Levy Cabrera, denunció ayer que continúa el colapso en los servicios de Urgencias de los centros hospitalarios tinerfeños, a pesar del anuncio para la adopción de medidas para remediarlo generadas tras las quejas de profesionales y pacientes desde hace un mes.

“Los pasillos siguen llenos; esa es la realidad y los profesionales estamos en la obligación de denunciarlo”, lamentaba ayer Cabrera, para quien “no basta con el parche de las 16 camas reconvertidas en el HUC porque se sigue sin contar con algo tan elemental como un espacio para poder hablar con un mínimo de intimidad con los pacientes”.

En cuanto al otro gran centro de referencia, la Candelaria, el sindicalista reconoce que se ha aliviado en parte la tensión vivida durante las semanas pasadas en Urgencias, “pero la gripe no termina de remitir y se nota también el efecto que tiene la crisis sobre la salud de los más débiles, que se resiente porque ahora tienen peores condiciones de vida que antes”.

Sobre un refuerzo de medios humanos, Cabrera se pregunta “dónde habrá ido el doctor que contrataron, porque en Tenerife no está y de los 44 profesionales cuya contratación anunció la directora del Servicio Canario de Salud, Juana Reyes, solo uno es médico y desde luego a Tenerife lo han enviado”.

En busca de soluciones, el representante del sindicato de galenos ofrece varias: “Hay un problema básico porque el servicio de Urgencias está mal diseñado y sobre esa base difícilmente se van a conseguir mejoras; también seguimos a la espera de que finalmente se desvíen a centros sociosanitarios a los pacientes de media y larga estancia como también se anunció. Por último, habría que revisar algunos de los conciertos firmados, porque hay indicios de que no son los adecuados”.