X
santa cruz>

Recaudar 700.000 euros por año, objetivo del plan de fraude fiscal

   
vistas de Santa Cruz

La capital cuenta con un millar de grandes empresas, las únicas obligadas al pago de IAE. | SERGIO MÉNDEZ

NATALIA TORRES | Santa Cruz de Tenerife

El objetivo es incorporar tres millones de euros a las arcas municipales este año. Para ello, la Concejalía de Hacienda del Ayuntamiento de Santa Cruz pondrá en marcha el próximo mes, tal y como anunció a finales del año pasado, una campaña especial de inspección fiscal a grandes empresas y basura de negocios con la que confía en obtener al menos 700.000 euros por ejercicio revisado y teniendo en cuenta que la ley permite remontarse a cuatro años atrás, el monto total rondará esos tres millones de euros. “La inspección fiscal está viva todo el año y lo que queremos hacer ahora es una campaña especial centrada en estos conceptos”, aclaró el edil de Hacienda, Alberto Bernabé.

Preguntado por si el tiempo que queda hasta final de año permitirá cumplir con el objetivo, el edil respondió: “En el caso del Impuesto sobre Actividades Económicas (IAE) estamos hablando de un millar de empresas por tanto no creo que implique mucho tiempo su revisión”, aunque admitió que en estos casos los expedientes tienen un tamaño considerable. Para la puesta en marcha de este plan, Bernabé aseguró que no se va a contratar personal extra, que serán los propios funcionarios los que se encarguen de revisar los expedientes. “Con la campaña de domiciliación que hemos puesto en marcha, creemos que se podrá liberar a funcionarios para realizar esta labor de inspección”, apostilló.

El edil quiso quitarle hierro a esta especial actuación. “No estamos presuponiendo que haya fraude sino que entendemos que se pueden dar circunstancias que lleven a que los datos que se han declarado no estén completos, hayan cambiado y no se hayan actualizado o cuestiones similares”, afirmó.

“Si detectamos en una empresa que, voluntaria o involuntariamente, presenta errores en su declaración, acudiremos hasta los cuatro años que nos permita la ley de manera retroactiva”, añadió Bernabé. El concejal defiende esta campaña asegurando que “para Santa Cruz es una buena noticia que se incorporen criterios de equidad entre sus contribuyentes, grandes y pequeños”, apuntó.

Entre esas grandes empresas se encuentra, por ejemplo, la refinería, que, como reconoció el edil, debido a las paradas técnicas a las que se ha sometido la industria en 2013 y 2014 pagará menos impuestos ya que “si producen menos, pagan menos”. También confirmó que la empresa ya ha presentado una reclamación de cantidades.