X
tribuna>

REF y RIC – Por Isidoro Sánchez García

   

El REF es el acrónimo del Régimen Económico y Fiscal de Canarias mientras que la RIC significa la Reserva de Inversiones en Canarias y es un incentivo fiscal del Régimen tan singular que caracteriza a las Islas Canarias. Como bien señaló el profesor de la ULPGC Salvador Miranda en su charla del lunes 17 de marzo, en la sede lagunera de la RSEAPT, el Régimen Económico y Fiscal que caracteriza el archipiélago tuvo sus antecedentes en las decisiones de los Reyes Católicos en 1487 acerca de los PEXOS de Gran Canaria, una de las islas realengas del archipiélago y la más próxima al continente de África donde el oro caracterizaba a Guinea. Con el paso del tiempo, sobre todo después de la singular adhesión de Canarias a las Comunidades Europeas, hubo de actualizarse y conseguir la entrada en vigor de la Ley de 1994, que contempla la pata económica por un lado y la fiscal por otro. De economía y fiscalidad habló obviamente el profesor Miranda, experto en las materias, y dijo cosas muy interesantes. Recordó las bases jurídicas que sostienen el denominado Estatuto permanente de Canarias en la UE, como una de las RUP. Y por ello apuntó en primer lugar el estudio sobre las RUP en el mercado único, realizado en 2011 por el que fuera comisario de la UE y exministro del Gobierno español Pedro Solbes, por encargo del comisario Barnier. Otro documento al que aludió de manera vehemente fue la Comunicación de la Comisión Europea COM (2012) 287 final, así como los informes de las universidades, empresarios y cámaras de comercio de Canarias sobre la reforma del REF. No pudo entrar a fondo en el documento definitivo que el Gobierno autónomo de Canarias había elevado al Gobierno español por desconocimiento real a pesar de reiteradas peticiones. Al tratar la proyección exterior de la UE, Salvador Miranda comentó que técnicamente se puede materializar la RIC en África pero socialmente no lo aceptaba por las cifras del paro en Canarias. Y esa claridad y contundencia me llamaron la atención sobre todo a la hora de explicar las debilidades de Canarias y de exponer sus fortalezas, en particular su Naturaleza y el IAC. También manifestó, entre otras cuestiones, el desequilibrio existente entre los costes financieros de las empresas canarias y las continentales, y enunció algunas medidas a adoptar en la estrategia a seguir para reducir las elevadas cifras de paro que llevan a Canarias a una delicada situación laboral, sobre todo en el sector juvenil. Si se quiere crear empleo, apostilló, deben adoptarse medidas que lo faciliten y puso como ejemplo la reducción del 50% de las cuotas tributarias de las empresas canarias. En definitiva abogó por generar empleo mediante un crecimiento inteligente, sostenible e integrador, en línea con la UE.