X
sucesos>

El Consorcio de bomberos cobrará 5.500 euros por el fuego del barco

   
Imagen de la retirada de uno de los camiones que se vieron afectados por las llamas el pasado viernes. | L.J. Interior de la bodega donde se produjo el incendio. | LOS JARDINEROS
<
>
Imagen de la retirada de uno de los camiones que se vieron afectados por las llamas el pasado viernes. | L.J.

TINERFE FUMERO | Santa Cruz de Tenerife

Unos 5.500 euros. Es la cantidad aproximada que cobrará el Consorcio Insular de bomberos por el trabajo llevado a cabo a cuenta del incendio que tuvo lugar en la bodega de vehículos del ferry Volcán de Taburiente en la tarde del pasado viernes y que obligó a la embarcación a retornar al puerto de Los Cristianos en vez de seguir camino hacia las islas de La Gomera y de La Palma, como tenía previsto.

Dicha cantidad se deriva de los aproximadamente diez mil litros de agua utilizados en refrigerar la zona afectada, ya que fueron tres oficiales y un marinero quienes sofocaron las llamas originadas en un camión frigorífico y que acabó causando gravísimos daños a otros tres camiones.

Solo los camiones
Mientras tanto, llama la atención que el buque se encuentre de nuevo en servicio a pesar de lo aparatoso del incidente, que suscitó un gran despliegue de efectivos de emergencias, ya que casualmente acababa de concluir esa misma tarde un simulacro por una emergencia por catástrofe sísmico-volcánica. Ello se debe a que las llamas, si bien inutilizaron los cuatro camiones afectados al punto de que alguno de ellos quedó prácticamente reducido al esqueleto del vehículo, no afectaron al barco en sí, tal y como han comprobado los técnicos de la compañía bajo la obligatoria supervisión de la Capitanía Marítima, que es el organismo de la administración que finalmente facilita o no el permiso para volver a navegar.

labrador incendio

El labrador, en perfecto estado
No son pocos los lectores que se han dirigido a esta Redacción para interesarse por la suerte del pastor labrador que vivió el incendio del Volcán de Taburiente del pasado viernes en la misma bodega en que se produjo, ya que sus propietarios lo dejaron en el interior de su vehículo. Como recordarán los lectores, fueron los bomberos del Consorcio quienes dieron con el perro, que como pueden comprobar en la imagen se encuentra en perfecto estado… más allá del remojón que se llevó a cuenta de las tareas de enfriamiento llevadas a cabo en el lugar. / GERARD ZENOU