X
puerto de la cruz >

Suspendida la concentración del lunes organizada por la plataforma

   

GABRIELA GULESSERIAN | Puerto de la Cruz

La plataforma Afectados por Aqualia, que agrupa a la mayor parte de los vecinos de Puerto de la Cruz que desde hace 51 días no pueden beber agua del grifo ni utilizarla para preparar alimentos por el exceso de turbidez, ha pospuesto la concentración prevista para el lunes frente a la sede de la concesionaria para exigir “un agua digna y de calidad”. La próxima semana el colectivo celebrará una nueva reunión en la que se decidirá la fecha en que iniciarán las concentraciones alternas entre las oficinas de la empresa y el Ayuntamiento. Los motivos por los cuales ha tenido que tomar esta decisión “son ajenos a su voluntad” y aclara que “nada tienen que ver” con la reunión mantenida el miércoles con los concejales de Concesiones Administrativas y Sanidad, Lope Afonso y Antonia Domínguez, respectivamente, pero a la que faltó el alcalde de la ciudad, Marcos Brito.

Sobre el encuentro, los portavoces de la plataforma comentaron a este periódico que “fue más de lo mismo” ya que no les prometieron ni les aseguraron nada pese a que les recordaron a los responsables políticos que no habían cumplido ninguna de las las exigencias que se les planteó el 29 de marzo, día en el que 500 personas se manifestaron para pedir que se mejore un servicio “público que pagan aunque no lo están recibiendo”.

La plataforma quiso conocer las garantías higiénico sanitarias de los bidones que se instalaron en los diferentes barrios para suministrar agua a los 14.000 vecinos afectados. Entre otras cosas, apuntaron, “porque son de plástico y ahora que empieza el calor no saben cuánto puede aguantar el agua ahí dentro”. Además, añadieron, están hechos para prestar un servicio provisional “y no durante casi dos meses, como está ocurriendo”.

También volvieron a reiterarle a los ediles que quieren visitar las obras que Aqualia acomete en los depósitos de Mar Dulce y La Montaña, pero éstos les confirmaron que los trabajos no habían comenzado y que por eso, “ellos tampoco habían ido”. No obstante, ambos se comprometieron a que la visita se concretaría en un plazo máximo de dos semanas y les garantizaron que los turbidímetros estaban instalados pero que no habían empezado a funcionar.

La plataforma insistió en que quiere “transparencia” en las acciones que se están llevando a cabo por parte del grupo de gobierno para garantizar el servicio de abastecimiento “de una vez por todas”. Por eso, les exigieron ver las facturas de los filtros y los turbidímetros. Les dijeron que no habría inconveniente para mostrárselas pero el colectivo teme “que al final ocurra lo mismo de siempre y no les muestren nada”.

Más de 15 días sin recibir quejas

El Área de Salud de Tenerife no ha levantado la restricción en el consumo de agua potable en los barrios de Las Dehesas, La Vera, Las Águilas, San Antonio-Esquilón, Las Arenas, San Fernando y Taoro Malpaís, debido a que los análisis reflejan márgenes de turbidez altos y por encima de lo legalmente permitido. Sin embargo, Aqualia, la concesionaria del servicio de agua en Puerto de la Cruz asegura que lleva “más de 15 días sin recibir ni una queja por parte de los usuarios” relacionada con este problema. Hasta que se instale el sistema de filtrado, que permitirá resolver el problema de forma definitiva, la empresa ha cumplido con el programa especial de vigilancia para controlar en todo momento la turbidez. Fuentes de Aqualia aclaran que “todos los resultados analíticos que se han aportado a la autoridad sanitaria semanalmente han estado dentro de norma y no presentan contaminación bacteriológica de ningún tipo”y por ello se ha pedido en varias ocasiones el levantamiento de la restricción. Según la empresa, ésta se mantiene “porque a la salida de los depósitos puede haber resultados ligeramente superiores a los establecidos pero que se han mejorado notablemente en los últimos días”.