X
nacional >

Último adiós a los fallecidos en el accidente de helicóptero

   
Familiares y compañeros quisieron acudir al emotivo funeral. / EP

Familiares y compañeros quisieron acudir al emotivo funeral. / EP

EUROPA PRESS | Las Palmas de Gran Canaria

La familias y compañeros de los cuatro fallecidos en Canarias tras caer al mar un helicóptero del SAR 802 despidieron ayer a las víctimas en un funeral con la presencia del ministro de Defensa, Pedro Morenés, y del presidente del Gobierno canario, Paulino Rivero, entre otras autoridades civiles y militares. En el acto, que comenzó pasados unos minutos de las 12 de la mañana, el vicario general del arzobispado castrense, Pablo Panadero, aseguró que esperaba que éste no fuera solo “un acto institucional”, sino que la misa “sirva” para que “devuelva” a las familias “un poco de paz y serenidad que “sienten no tener porque el corazón está roto”.

Los tripulantes de la aeronave eran el capitán Daniel Pena Valiño, nacido en Vitoria pero con orígenes gallegos, de A Coruña; los tenientes Carmen Ortega Cortés y Sebastián Ruiz Galván, y el mecánico sargento Carlos Caramanzana Álvarez. Un quinto ocupante, el sargento Johander Ojeda, fue rescatado con vida a los pocos minutos del siniestro. Morenés entregó, además, la Cruz del Mérito Aeronáutico, con distintivo amarillo, a título póstumo a los cuatro militares fallecidos, que depositó sobre las banderas de España que cubrían los féretros.