X
puerto de la cruz>

Planean una acampada musical para salvar la Escuela de Música

   
Madres y alumnos de la Escuela de Música en el Registro Municipal. | DA

Madres y alumnos de la Escuela de Música en el Registro Municipal. | DA

GABRIELA GULESSERIAN | Puerto de la Cruz

Un total de 5.100 firmas entregadas ayer en el Registro del Ayuntamiento y 480 amigos en la página de facebook Amigos de la Escuela de Música de Puerto de la Cruz, de reciente creación, son algunas de las iniciativas que padres, madres y alumnos han iniciado para evitar que se cierre este centro que depende del Ayuntamiento, donde estudian 440 alumnos y trabajan 11 profesores. Sin embargo, si fuese necesario no descartan emprender acciones de mayor calado, como una acampada musical en la plaza de Europa.

Padres, madres y alumnos aseguraron que “ante el silencio del Ayuntamiento”, muchos se están prematriculando en La Orotava y Los Realejos, pero eso supone un coste añadido de transporte y una cuota más cara al no ser residentes en esos municipios. “Eso es lo que buscan, que no haya alumnos para tener la excusa del cierre. Es lo mismo que pasó con la Universidad Popular, dijeron que se iba a mantener pero poco a poco fueron quitando cursos hasta que se cerró”, declararon.

Un grupo de progenitores y alumnos lleva desde enero esperando a ser atendido por el alcalde, Marcos Brito, sin haber obtenido ninguna respuesta hasta la fecha. “En vista de que no nos recibía, comenzamos a movernos y a presentar solicitudes individuales, que ya pueden alcanzar las 40”, precisaron ayer a este periódico.

Retraso en la ordenanza
Aclararon que su lucha es independiente de la que pueda realizar el profesorado del centro, a quien apoyan. En este sentido, aseguraron que los docentes fueron convocados por el Gobierno municipal a una reunión en marzo de 2013 en la que se informó de que se producirían cambios en los sueldos, en los costes de las matrículas y se suprimirían las bonificaciones. “Pero la ordenanza para hacer efectivos estos cambios se aprobó con tanto retraso, por motivos ajenos a la Escuela, que los nuevos precios no han podido repercutir en una mejor autofinanciación de la misma”, sostuvieron.

En ese marco, también les prometieron a los docentes que les informarían de posibles soluciones en el plazo de un mes “y ya ha pasado un año”. Pero aún más grave es que en este tiempo “ni siquiera han podido dialogar posibles soluciones dado que ningún responsable municipal se ha reunido entonces con ellos pese a sus reiteradas peticiones”.

Recalcaron que desde 1998, año en el que fue creada, la Escuela tiene como objetivo primordial que la educación musical esté al alcance de todos y prueba de ello es que allí estudian niños con riesgo de exclusión social y con problemas, que no han sido aceptados en otros centros, personas mayores y jóvenes que preparan su ingreso en Enseñanzas Superiores.

“En lugar de estar tirados en la plaza haciendo locuras, hay adolescentes que están estudiando música y no entienden por qué le van a quitar esa posibilidad. Pero no lo vamos a permitir, haremos todo lo que esté en nuestra mano para evitarlo”, advirtieron padres, madres y alumnos, quienes se presentarán al próximo pleno si hasta entonces no han recibido una explicación sobre el futuro de la Escuela Municipal.