X
santa cruz>

Santa Cruz da atención social a 6.000 personas de enero a marzo

   
Alicia Álvarez (i), José Ángel Martín y Carlos Piñero, ayer, durante la presentación de los nuevos convenios. | DA

Alicia Álvarez (i), José Ángel Martín y Carlos Piñero, ayer, durante la presentación de los nuevos convenios. | DA

NATALIA TORRES | Santa Cruz de Tenerife

La tendencia sigue siendo al alza. En los primeros tres meses de 2014 ya son más de 6.000 las personas que por distintos motivos han tenido que acudir a los servicios sociales de Santa Cruz de Tenerife, una cifra que se traduce en casi 8.000 atenciones (una persona puede ser atendida más de una vez) por parte de las siete Unidades de Trabajo Social de la capital (UTS). Además, de esos 6.000 usuarios registrados que se han acercado a solicitar algún tipo de información o ayuda a las UTS dependientes del Instituto Municipal de Atención Social (IMAS), 1.474 lo hacían por primera vez, lo que supone el 24% de las personas atendidas.

Esta cifra de nuevos usuarios de los servicios sociales es similar a la registrada en el mismo periodo del año pasado y demuestra, como explica la edil de Asuntos Sociales, Alicia Álvarez, que: “Desgraciadamente, las necesidades siguen siendo altas y el flujo de personas que se acercan a los servicios sociales sigue creciendo”. Aún así, Álvarez confía que en el último trimestre se frene la tendencia y que el dato de 5.000 nuevas personas que se han venido incorporando al sistema de atención en los dos últimos años se estabilice o descienda, confirmándose esos síntomas de recuperación que “por muchos que nos digan que se están produciendo aún no son visibles”.

El análisis por zonas muestra que, al menos en el primer trimestre, sólo una de las Unidades de Trabajo Social, la de Ofra, registró un menor número de atenciones que en el mismo periodo del año pasado, pero sólo 22 menos y aún es la que más número presenta con 1.507. Le siguen en orden descendente las ubicadas en el distrito Centro (1.505), Barranco Grande (1.324), La Salud (1.128), Gladiolos (1.080) y Añaza (954). De media se ha conseguido incrementar la atención el 11% en las siete UTS. En cuanto a la unidad de San Andrés, el IMAS advierte que no se contabilizaron correctamente las atenciones del mes de enero por lo que se registraron 375 atenciones entre febrero y marzo, la mitad que el primer trimestre del año pasado.

En cuanto al total de personas nuevas atendidas, 1.474, la mayoría se concentran en la UTS del Distrito Centro-Ifara, de forma que se incorporaron más de 200 personas con respecto al mismo periodo del año pasado. La siguiente UTS con mayor número de personas nuevas atendidas es la de Ofra (264), seguida por la de Los Gladiolos (193), Añaza (154), La Salud (139), Barranco Grande (121) y San Andrés (49).

La edil de Asuntos Sociales recordó que la incorporación de trabajadores sociales que se va a producir en breve, así como las de los siete empleados destinados a tramitar la PCI y que ha permitido liberar a los trabajadores municipales de este trámite administrativo, está permitiendo agilizar tanto las atenciones como las ayudas a las que finalmente se les da curso, esperando que ambos apartados aumenten de aquí a final de año.

Hay que recordar que el IMAS ya cuenta con un servicio de cita previa para la atención de los usuarios así como la incorporación en los próximos meses del expediente electrónico en la tramitación de todas las ayudas con el fin último de reducir los tiempo de espera para recibir las prestaciones.

300 ayudas de emergencia de Cruz Roja a las familias
El Ayuntamiento presentó ayer la renovación de dos importantes convenios de colaboración con Cruz Roja Tenerife, los mismos que van a permitir continuar con la línea de intervención social que facilita la integración en el mercado laboral, a la vez que mantener las ayudas de emergencias que el año pasado llegaron a 300 familias de manos de Cruz Roja. Para el primero de los convenios, Ahora + Santa Cruz, el IMAS destina 50.000 euros para desarrollar itinerarios integrales de inserción social y laboral en un mínimo de 40 unidades familiares en las que estén todos sus miembros en paro.

El segundo de los convenios y que está financiado por la propia Cruz Roja con 40.000 euros permite que aquellas personas que necesitan de ayuda urgente y que por los trámites administrativos del IMAS no pueden recibirla, sean derivadas a la ONG para solventar la necesidad, del tipo que sea, de manera inmediata. La concejal de Asuntos Sociales, Alicia Álvarez, defendió la firma de este tipo de convenios y su continuidad más allá de la crisis: “La necesidad nos ha hecho juntarnos y la inteligencia hará que sigamos juntos porque necesitamos ampliar la red”.

Carlos Piñero, presidente de Cruz Roja Tenerife, valoró el buen clima de comunicación entre ambas instituciones y recordó que: “Lo único que ayudará a la integración es un empleo”. Por último el primer teniente de alcalde, José Ángel Martín, señaló que el Consistorio ya trabaja en que los convenios de este tipo sean de carácter plurianual “para garantizar la atención a los más necesitados independientemente de quién esté”.