X
nacional >

Mas dice que si el Estado tiene una oferta, “la llevará a las urnas”

   

EUROPA PRESS | Barcelona

El presidente de la Generalitat, Artur Mas, afirmó ayer que si el Gobierno hace una oferta a Cataluña, el Govern la llevará a las urnas. “Si el Estado tiene una oferta que poner sobre la mesa, que la ponga a votación para que la gente de Cataluña pueda escoger si es la opción que prefiere”, indicó Mas, que aseguró que cualquier propuesta sobre el futuro de Cataluña tiene que contar con el máximo consenso posible.

Preguntado sobre si estaría dispuesto a cambiar la pregunta de la consulta tras una oferta del Estado, dijo que en ese poco probable caso “cambiaría todo el panorama y los partidos que acordaron la fecha y la pregunta doble tendrían que analizar la oferta” y definir la estrategia de cara al 9 de noviembre. Mas aseguró que además de la mayoría catalana que espera un gesto por parte del Ejecutivo de Mariano Rajoy, “ese movimiento va calando” también en el resto de españoles.

En ese sentido, auguró que “el movimiento de radicalidad democrática que en este momento se está viviendo en Cataluña puede ser un elemento regeneracionista a nivel político de todo el conjunto de España”. El líder de CiU también se ha referido a las declaraciones del secretario de Estado de Administraciones Públicas, Antonio Beteta, sobre el retraso del pago de facturas a las farmacias catalanas: “Son unos mentirosos y unos provocadores”, zanjó Mas.

El presidente catalán espetó a Beteta que sabe perfectamente porqué la Generalitat no puede pagar: “Quien cobra los impuestos es quien puede pagar”, enfatizó.
El presidente de la Generalitat, Artur Mas aseguró que aunque uno de los poderes de Felipe VI como rey es moderar el funcionamiento de las instituciones del Estado y arbitrar, no hay que confiar “ciegamente en que solo por un cambio de Rey en España se abrirán las puertas del paraíso”. Mas reiteró su respeto y confianza en el nuevo Rey: “Démosle una oportunidad, y si hace falta dos o tres, para que haga las cosas bien”, explicó.

Desconfianza

Sin embargo, añadió que Felipe VI es el jefe de un Estado en el que la mayoría de catalanes ha dejado de confiar, por lo que matizó que los ciudadanos no son ingenuos, y tienen experiencia acumulada: “Nos hemos dado muchas veces contra la pared, que es muy gruesa. No hay que ser desconfiados pero no hay que ser bobos”. Insistió que no tiene previsto reunirse con el rey durante la visita del jueves.