X
ECONOMÍA >

El Plan PIVE 6 tendrá un presupuesto de 175 millones de euros

   

EUROPA PRESS | Madrid

La sexta edición del Plan PIVE, de incentivo a la compra de automóviles a cambio de achatarrar uno antiguo, tendrá una dotación presupuestaria de 175 millones de euros, lo que permitirá subvencionar la adquisición de 175.000 vehículos nuevos más eficientes.

En la rueda de prensa tras el Consejo de Ministros, la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, indicó que las anteriores ediciones del Plan PIVE han permitido la sustitución de 540.000 vehículos antiguos y ha supuesto un ahorro energético de 127 millones de litros de combustible al año y una reducción de gases de 262.000 toneladas de CO2 al año.

Los 175 millones de euros del nuevo PIVE permitirán la continuidad del plan durante todo el año y servirán para continuar con el proceso de renovación del parque de automóviles en España, que es uno de los más envejecidos de Europa.

Según datos de la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac), las anteriores ediciones de estas ayudas han servido para generar una actividad económica de más de 6.000 millones de euros para la economía española, así como una recaudación de más de 2.000 millones de euros.

Asimismo, la vicepresidenta del Gobierno señaló que también lanzará un nuevo Plan PIMA Aire, con 10 millones de euros, que permitirá la renovación de 7.500 vehículos comerciales. Esta iniciativa generará un crecimiento de la producción estimado de 40 millones de euros y una disminución del consumo y de las emisiones de CO2 de entre el 10% y el 15%.

El Consejo de Ministros ha aprobado, a su vez, el nuevo Plan PIMA Transporte para renovar flota de vehículos pesados, que tendrá una dotación de 405 millones de euros para la financiación y afirmó que este presupuesto estará compartido por el Banco Europeo de Inversiones (BEI) y por entidades bancarias.

A través de esta medida se sustituirán 2.500 vehículos pesados de la flota profesional de transporte por otros más eficientes y se generará un crecimiento de la producción estimado de 200 millones de euros y una reducción de emisiones de CO2 de entre el 15% y el 20%.

Entre las iniciativas del Gobierno para el automóvil también se encuentran mejoras en el aspecto logístico y la eliminación de obstáculos para el desarrollo de las infraestructuras de recarga, como un factor limitante para la expansión de los coches eléctricos.

Plan para vehículos eléctricos

Por otro lado, se lanzará un nuevo plan de impulso a los coches eléctricos, gestionado por el Ministerio de Industria, Energía y Turismo, que cuenta con una dotación presupuestaria de 10 millones de euros, con el fin de apoyar el desarrollo de la movilidad sostenible y su tecnología asociada. Esta cantidad posibilitará subvencionar la compra de 1.800 vehículos eléctricos.

El Real Decreto que regula estos incentivos, aprobado este viernes por el Consejo de Ministros, mantiene las características del plan anterior, aunque se eleva en 1.000 euros (hasta 6.500 euros) el importe máximo de la subvención para turismos eléctricos con una autonomía de más de 90 kilómetros y también se incluyen a las administraciones públicas como posibles beneficiarios.

Las ayudas, que se podrán solicitar hasta el 31 de diciembre, oscilan entre los 1.800, para los cuadriciclos ligeros, y los 20.000 euros, en el caso de autobuses o autocares. Así, los turismos con autonomía de más de 90 kilómetros recibirán 6.500 euros (7.700 euros si se trata de familias numerosas o de personas con discapacidad).

Estos incentivos se concederán para la compra, financiación por leasing financiero, renting o leasing operativo de coches eléctricos nuevos matriculados por primera vez en España. Los vehículos susceptibles de esta subvención son cuadriciclos, turismos, furgonetas, camiones ligeros, autobuses o autocares.

Los beneficiarios de este plan de incentivo al vehículo eléctrico pueden ser clientes particulares, profesionales autónomos y empresas privadas. Además, también lo serán las comunidades autónomas, entes locales, entes públicos o los puntos de venta.