X
sociedad>

España es el país europeo con menos playas abiertas al baño de perros con solo 40 espacios, 4 de ellas en Canarias

   

EUROPA PRESS | Santa Cruz de Tenerife

España es el país europeo con menos playas abiertas al baño de perros con un total de 40 espacios donde está permitida la presencia de estos animales, de las que cuatro se encuentran en Canarias, según el buscador Playea.es, en cuya web puede consultarse un registro de estas playas, conocidas como dog-friendly.

El buscador destaca que, con esta cifra, España se sitúa “a la cola” frente a países como Gran Bretaña, donde el sello ‘Dog friendly’ ha sido concedido a 350 playas, Francia, donde lo han recibido 190 o Italia, con 120. Además, señala que España carece de una “uniformidad legislativa” en este campo que impide a los dueños saber “a qué atenerse”.

Por comunidades, Cataluña acumula el mayor número de arenales adaptados para las mascotas con 9 playas, según el buscador. Entre ellas, destaca la que se encuentra en Sant Pere Pescador, en la Costa Brava (Girona) y que con 6,4 kilómetros de arena es la más grande de todas las que admiten perros en el país.

El resto de las playas abiertas a perros se reparte entre la Comunidad Valenciana e Islas Baleares, con 7 espacios de este tipo cada una, seguidas por Galicia, con 5, y Andalucía, Cantabria e Islas Canarias, que cuentan con 4 playas cada una.

25.000 personas piden más playas abiertas a perros
Asimismo, más de 25.000 personas han pedido en Change.org la creación de playas “accesibles” para perros en España, según ha informado el portal.

La plataforma explica que los usuarios han firmado más de 50 peticiones lanzadas a través de esta web en comunidades autónomas de todo el país, en un podio que lidera la Comunidad Valenciana, con 6.000 firmas, seguida de las 5.700 de Andalucía o las 3.200 de las islas Canarias.

Hasta ahora, la petición que más firmas ha acumulado es la puesta en marcha por Marta Rueda, que ya ha conseguido más de 5.000 apoyos para solicitar al Ayuntamiento de El Campello (Alicante) su respaldo para la playa de perros de Riu Sec. A juicio de Rueda, se trata de un paso “muy positivo” para el turismo y “necesario” para responder a la “antigua demanda” de “muchos ciudadanos” para una playa “de piedras, apenas utilizada” para el baño.