X
güímar >

Terminan las obras de control de vertidos de aguas residuales en El Puertito

   

DIARIO DE AVISOS | Güímar

Las obras para solucionar los problemas de vertidos de aguas residuales en el paseo de Los Pescadores, en El Puertito, terminaron ayer, unos trabajos en los que se ha comprobado que había cedido la cimentación y que fue lo que provocó daños en la canalización de la estación de bombeo de aguas residuales (EBAR) de la urbanización Palm Beach. La intervención ha tenido una duración de ocho horas y “se ha notificado ya al promotor de este conjunto residencial que debe realizar controles por catas en toda la rambla para valorar el estado de las bases en esta zona pública, y que debe hacerlo en el menor tiempo posible”.

Así lo explica el concejal de Servicios Municipales, Empresas Concesionarias, Sanidad y Medio Ambiente, Sixto Alfonso, quien destaca la rapidez con la que los operarios han puesto solución a este problema sanitario. Los trabajos, realizados por el Ayuntamiento y la empresa concesionaria del servicio de agua municipal, Aqualia, han tenido un coste de 3.000 euros.
Se ha abierto una zanja de dos metros de profundidad, por 2,5 de ancho y 3 de largo; se ha sustituido el tramo dañado de la tubería de impulsión entre la EBAR y la depuradora, y se ha vuelto a cubrir y compactar con áridos y arena. Resta por recuperar la capa de hormigón impreso sobre malla de acero, una intervención que corresponde al titular de la urbanización, según señala el edil.
Además, Alfonso destaca que, durante las obras, se ha comprobado que la base de este paseo peatonal tiene plásticos y otros materiales de desecho similares como relleno.