X
educación >

Directores de centros y Consejería, enfrentados por los libros de texto

   

JOSÉ LUIS CÁMARA | Santa Cruz de Tenerife

La Plataforma de directores de centros de Infantil, Primaria y Educación Especial de Canarias denunció ayer la situación de “caos” que se está viviendo en muchos centros escolares del Archipiélago por el cambio de libros de texto, por decisión de los equipos directivos y claustrales. Al respecto, la coordinadora de la plataforma, Susana Lérida, aseguró que los responsables de los centros no habían recibido instrucciones sobre el cambio de los libros, por lo que algunos se limitaron a cumplir la Orden de Organización y Funcionamiento, de 9 de octubre de 2013 del propio Gobierno autonómico, en cuyo artículo 58 se cita literalmente que “en el mes de junio se deberán exponer en el tablón de anuncios la relación de libro de texto y otros materiales curriculares”, para que así las familias puedan organizarse durante el periodo estival.

“No podemos quedarnos callados mientras se ponen en tela de juicio las decisiones tomadas por los claustros durante el mes de junio, y que la Consejería diga ahora que somos unos derrochadores por haber cambiado algunos libros después de cinco años, puesto que el alumnado lleva cinco cursos con ellos y están completamente deteriorados”, recalcó Susana Lérida.

La portavoz de la plataforma recordó que los directores de los centros han sido “muy prudentes” en sus manifestaciones sobre la organización del curso, ya que son conscientes “de la dificultad que conlleva la implantación de una ley educativa, y más cuando van a coexistir dos leyes en el mismo curso escolar”.

“Estamos tomando decisiones importantes en los centros por indicaciones o recomendaciones que no nos llegan por los cauces legales, sino por vía correo electrónico o borradores que ni siquiera se han publicado”, recalcó Susana Lérida, quien aseguró que las instrucciones previas a cada curso se venían publicando “en la primera quincena de agosto”, permitiendo así a los equipos directivos organizarse y no comenzar el curso “atropelladamente”. “Máxime en un curso como el actual, donde la LOMCE se ha empezado a aplicar en 1º, 3º y 5º de Primaria”, concluyó la coordinadora del colectivo de directores de centros isleños.