X
sanidad>

Los canarios siguen pasando más de 7 días en el hospital como media

   
Hospital Universitario Nuestra Señora de La Candelaria

Imagen parcial y de archivo del Hospital Universitario Nuestra Señora de Candelaria. | DA

TINERFE FUMERO | Santa Cruz de Tenerife

La estancia media hospitalaria de los canarios sigue superando la semana de duración, según los datos facilitados ayer por el Instituto Nacional de Estadística en su estudio sobre morbilidad hospitalaria.

Esta media (de 7,19 días por 6,64 la nacional) sólo es superada por otras cuatro comunidades autónomas, aunque Canarias mantiene la tendencia general de disminución de dichas estancias dado que la evolución lógica es acabar con el mito del hospital como residencia y que los enfermos crónicos sean atendidos en los centros sociosanitarios.

A este respecto cabe destacar que la provincia de Las Palmas es la tercera de todo el país en la que los pacientes permanecen más tiempo en los hospitales, y que en todas las provincias españolas se produce el siguiente fenómeno: los hombres pasan más tiempo hospitalizados como media que las mujeres. En el caso de la provincia tinerfeña, esa diferencia es superior al día (7,75 por 6,65), aunque destaca sobremanera el caso de los hombres palentinos, los únicos que superan los diez días de hospitalización como media.

Para hacerse una idea de cómo han evolucionado estas estadísticas, reseñar que en el último decenio se ha logrado reducir prácticamente en un día la estancia hospitalaria media en Canarias (8,12 en 2003 por los ya referidos 7,17 del año pasado). Eso sí, el conjunto de España ha logrado reducir en mayor medida este importante dato por cuanto lo que implica en recursos destinados al efectos. Así en la España de 2003 la media de estancia hospitalaria era de 7,69 días, mientras que en la actualidad es de 6,64.

Pocos, pero mucho privado
El otro dato que llama la atención en referencia a Canarias tiene que ver con el número de altas hospitalarias. Así, las mayores tasas de morbilidad (altas por 100.000 habitantes) se produjeron en Aragón, La Rioja y País Vasco. Por su parte, la ciudad autónoma de Ceuta, Andalucía y Castilla-La Mancha presentaron el menor número de altas por cada 100.000 habitantes. No muy lejos de estas últimas se encuentra nuestro Archipiélago, con 8.514 altas por cada 100.000 habitantes.

Sin embargo, lo que resulta realmente llamativo es el enorme peso de la sanidad privada canaria en esta estadística, ya que, exceptuando el caso catalán, que ofrece un espectacular 53,4% de altas en centros privados frente a los públicos. Desde luego es la única en que no predomina la sanidad pública e infla la media nacional a un 27,8%. Y es que, tras Cataluña, sólo Baleares (39,6%), Canarias (34,7%) y Madrid (34,1%) superan esa barrera del 30%.

Para captar en su magnitud lo elevado del porcentaje canario en este aspecto cabe apuntar que las que tuvieron menor presencia de altas hospitalarias en la red privada fueron Castilla-La Mancha (6,2% de altas en hospitales privados), Extremadura (6,6%) y La Rioja (11,1%).

Por último, apuntar que la edad media en Canarias para recibir el alta es de 50,1 años.