X
la columna>

La columna de Churchill – Por Tinerfe Fumero

   

¡¡¡María del Mar Julios, la Donaldson de la política, lo ha vuelto a hacer!!!
Es la Jakim Donaldson de la política canaria, como lo apostilló esta columna hace ya tiempo. Donaldson era un americano del Canarias que cogía rebotes como si le fuera la vida en ello. No era el más alto ni el más atlético, pero los rechaces acababan en sus manos. Pues lo mismo, pero en mujer, política y de Gran Canaria. Algo tendrá el agua cuando tanto la bendicen, porque María del Mar Julios ha vuelto a capturar su enésimo cargo de postín cual balón despedido del aro. Y, claro, ella estaba allí y ahora es senadora. Como antes fue mandamás en Coalición Canaria cuando Antonio Castro le ganó un congreso a Paulino Rivero en Gran Canaria y hubo que pactar. Como también llegó así a nada menos que a la Vicepresidencia de todo un Gobierno de Canarias. Hagan caso: si hubiera apuestas en la política deberían apostar su dinero a Julios. Nunca falla. Si pasa un cargo interesante cerca, ella no será la mejor colocada ni la mejor preparada, pero sí lo suficiente para que acabe en su morral. Como Jakim Donaldson, oiga…