X
seguridad vial >

La DGT ultima la operativa que permitirá a radares fijos y móviles discriminar por tipo de vehículo

   

EUROPA PRESS | Madrid

La Dirección General de Tráfico (DGT) ultima la operativa que permitirá que los radares de la red interurbana, tanto fijos como móviles, diferenciar el tipo de vehículo a la vez que miden la velocidad, según ha asegurado la directora general de Tráfico, María Seguí.

Según ha explicado Seguí, el Reglamento de Circulación habla de diferentes velocidades máximas dependiendo del vehículo y “lo que no estaba perfilado era que el radar pudiera medir la velocidad y discriminar el tipo de vehículo de manera automatizada”.

Así, el fin de este proyecto, que “está prácticamente acabado”, según la directora de Tráfico, es que de manera que automatizada y “con la equidad, fidelidad y la justicia social que el sistema automatizado permite, permita reconocer a un vehículo concreto que debería estar circulando más lento”.

Durante su intervención en una jornada sobre Seguridad Vial en el transporte por carretera, organizada por Volvo Trucks, Seguí también ha apuntado que la siniestralidad en este tipo de vehículo -furgonetas, camiones (de más de 3.500 kilogramos o menos de 3.500 kilogramos) y articulados y autobuses- tiene aún “una oportunidad de mejora” en España, en donde el 10 por ciento de los accidentes en carretera en 2013 tenían un vehículo de transporte entre sus implicados, en los que fallecieron 209 personas.

En este sentido, ha indicado que el mayor número de fallecimientos se produce cuando está implicado un camión de más de 3.500 kilogramos (90), seguido de los vehículos articulados (62), los camiones de menos de 3.500 kilogramos (31), las furgonetas (25) y el autobús (14).

Por su parte, el consejero delegado de Volvo Trucks España, Stéphane de Creisque, se ha referido a los principales motivos registrados como causa de accidentes en los que haya participado un vehículo de transporte de carga. Estos datos, sacados del Departamento de Investigación de Accidentes de la compañía indican que un 90 por ciento son causados por factores humanos, como pueden ser el cansancio, la falta de concentración o el exceso de velocidad.

El 10 por ciento puede atribuirse a fallos del vehículo ocasionados por un mantenimiento inadecuado y el 30 por ciento al entorno, como puede ser el choque de un animal o el estado de las carreteras. La suma es de 130 por ciento, ya que en muchas ocasiones son dos o más los factores que intervienen.

Tanto De Creisque como Seguí se han referido en sus intervenciones en el aumento registrado en el último año de los desplazamientos, un hecho que, según han apuntado ambos, se debe a la mejora de la situación económica. En este sentido, el consejero delegado de Volvo ha apuntado que “un aumento del tráfico rodado no tiene que reflejarse en un aumento de los accidentes”.

ENVEJECIMIENTO DEL PARQUE MÓVIL.

Del mismo modo, Seguí ha indicado que esta salida de la crisis también ha llevado a los españoles a no renovar el parque automovilístico, lo que provoca que los vehículos que circulan por las carreteras españolas estén peor conservados y sean menos fiables. Así, de 2007 a 2014, la edad media de los camiones pasó de 8,2 a 11,7 años; la de las furgonetas de 9,5 a 12,2 años; y la de los autobuses de 6,6 a 9,4 años.

Esta última cifra “preocupa” concretamente a la directora de Tráfico, debido a las medidas tomadas sobre la seguridad de los autobuses, en los que son obligatorios los cinturones en aquellos que estén matriculados a partir de 2007. “Ya son más del 50 por ciento los que tienen cinturones de serie”, ha puntualizado durante la jornada el presidente de Asintra y del Comité Nacional de Transporte por Carretera sección Viajeros, Ovidio de la Roza.

De la Roza ha pedido a la DGT su colaboración para iniciar campañas de concienciación del cinturón de seguridad en el autobús, una práctica que, a su juicio, se extiende entre los jóvenes, pero no entre personas de mayor edad. En este sentido, ha insistido en la importancia de que cada uno sea consciente del peligro que supone el no llevar el cinturón, ya que en el autobús “debe ser el viajero quien esté pendiente, porque el conductor del autobús no puede vigilar a las 50 personas que viajan a su espalda”.

Desde Asintra también han pedido una mayor implicación de Estado y autonomías para mejorar las estaciones de autobuses y para que se creen más kilómetros de carril Bus VAO.

Finalmente, ha intervenido el director general de Transporte Terrestre, Marcos Montero, que ha hecho un llamamiento al Gobierno para una mayor inversión en infraestructuras de carreteras y menos a “transportes menos eficientes”, poniendo como ejemplo los presupuestos destinados a las líneas de alta velocidad y la financiación de “aeropuertos fantasma”.

Además, ha pedido que se pongan en marcha corredores especiales para transporte por carretera “las 24 horas y los 365 días del año” lo que “supondría un aumento de entre el 5 y el 7 por ciento del sector productivo”, según ha detallado.