X
la matanza>

El mayor pulmón verde de la comarca

   
El proyecto total permitirá contar en el municipio con 57.547 metros cuadrados en el corazón de La Matanza para disfrute de los ciudadanos. | DA

El proyecto total permitirá contar en el municipio con 57.547 metros cuadrados en el corazón de La Matanza para disfrute de los ciudadanos. | DA

GABRIELA GULESSERIAN | La Matanza de Acentejo

Crear el mayor pulmón verde del Norte de la Isla. Este es el objetivo del parque natural y sostenible de El Montillo, uno de los proyectos más ambiciosos de los últimos años que permitirá a La Matanza de Acentejo contar con un espacio de 57.547 metros cuadrados de manto verde ubicado estratégicamente en el corazón del municipio para uso y disfrute de los ciudadanos.

Además de la habilitación de senderos, esta ambiciosa iniciativa contempla miradores, espacios deportivos, áreas de interpretación medioambiental, parques infantiles y zonas de juego, asaderos, plazas, parcelas de cultivo formativas, jardines, aparcamientos, infraestructuras de servicio y hasta un lago con chorros de agua. Todo ello para combinar los usos pedagógicos con otros de tipo lúdico.

Fue en 2009 cuando el grupo de gobierno inició los trámites, expropiaciones incluidas, para conseguir que esta actuación sea una realidad. Tras superar algunas dificultades, como por ejemplo, la protección de ejemplares de Pimelia radula radula o Pimelia tinerfeña común, una especie de escarabajo propio de la zona y declarado en peligro de extinción que se encontró durante los trabajos, la primera fase está a punto de concluir, confirma el alcalde, Ignacio Rodríguez.

En esta primera parte se dispondrá de una superficie de 23.000 metros cuadrados. Ya se ha llevado a cabo la plantación de 350 nuevos árboles, la limpieza del terreno y el alumbrado. El mirador que se levanta en la zona, que es fruto de una acumulación de escombros que se produjo en un momento determinado, se encuentra bastante avanzado, igual que el anfiteatro. También se ha habilitado la zona para la práctica del salto del pastor, la destinada a bicicletas y patines, skate, y el centro de interpretación de la naturaleza.

De hecho, el Gobierno municipal ha solicitado al Cabildo que la partida destinada al municipio del Plan Insular de Cooperación 2014-2017, que asciende a 1.266.358 euros, sea íntegramente para esta obra. Asimismo, la participación de otras administraciones públicas también resulta fundamental dado que en el entorno existen elementos de su flora y fauna que entrarían de lleno dentro de sus áreas competenciales. De hecho, se habilitará una zona específica donde se trasladarán más de 190 unidades de Pimelia radula radula con el fin de crear una reserva destinado a la preservación de esta especie.

Para la segunda fase, que comprende la zona de bosque de laurisilva y brezo, será necesario esperar entre ocho y diez años, añade el mandatario. Mientras tanto, el Ayuntamiento sigue apostando por esta actuación, con el convencimiento que no solo tendrá un beneficio social sino que generará muchos puestos de trabajo durante su ejecución y puesta en uso.